Brochas de cerda o pelo de jabali

Pelo de cerda o pelo de jabalí.

Es quizá el más popular debido a su bajo costo y excelente rendimiento.
Proviene del pelo de cerdos salvajes y jabalíes.
Existen varios tipos de pelo, algunos de color negruzco y otros de color más amarillento, que se suelen blanquear para darles una mejor apariencia.
El pelo de cerda es mucho más grueso y poroso que el de tejón absorbe muy bien el agua y es más flexible en seco que en húmedo, de hecho en seco es muy firme y áspero mientras que en húmedo es flexible aunque no tanto como el tejón y menos suave.
Las puntas de los pelos se caracterizan por abrirse en forma de V con el uso y así pasan de “pinchar” en los primeros usos a ser extremadamente suaves después de varias semanas de uso continuado, pero manteniendo a firmeza y el nervio.
Existen varios tipos de pelo de cerda así como varios tipos de cerdo salvaje o jabalíes pero no están unificados y se llaman únicamente cerda, aunque algunas clases son más suaves que otras.
Este tipo de pelo es perfecto para pieles normales y duras con barbas resistentes y el uso con jabones duros y sticks.
El pelo de cerda tarda en secarse alrededor de 24 horas por ser muy poroso y por esta misma razón su duración no suele superar los 5-7 años sin que la brocha pierda gran cantidad de pelo después de este tiempo, aunque se pueda encontrar brochas de más de 20 años de pelo de cerda pero ya no van a resultar tan efectivas como una brocha nueva.

El pelo de cerda de jabalí es muy fácil de encontrar y cuesta muchísimo menos que el pelo de tejón.
El país principal, suministrador de pelo de cerda es China al igual que el de tejón, también India y Rusia suministran pero en pequeñas cantidades.
El pelo de cerda absorbe agua mientras que el pelo de tejón repele ese agua; sin embargo, el pelo de tejón absorbe mucha más agua que el pelo de cerda, aunque esto para muchos no significa ninguna ventaja.
El pelo de cerda no esta dividido en grados como lo esta el de tejón. Se puede clasificar el pelo de cerda en las categorías:
Sin decolorar, el pelo puede ser de color marrón, amarillo o incluso en algunos casos gris o negro, los provenientes de cerdos ibéricos.
Decolorado el pelo de cerda natural es decolorado a blanco.
Con una banda: pelo de cerda decolorado a blanco al que posteriormente se le tiñe una banda de color negro para que parezca pelo de tejón
El pelo recortado es pelo de cerda cuyas puntas han sido recortadas para darle forma. Este es el peor pelo de todos, nunca se abren sus puntas…
También se puede clasificar el pelo de cerda según algunas variables:
Longitud de pelo: los pelos más largos son más gruesos mientras que los más cortos son más finos.
Grueso del pelo: con el pelo de tipo más fino se puede llenar más la brocha y es mucho más suave.
Densidad y grosor del tronco: cuanto más densidad de pelo y más grueso sera el tronco, más jabón retendrá
Algo que diferencia claramente el pelo de cerda del de tejón es que las puntas en el pelo de cerda se dividen en dos o incluso tres partes conectadas al mismo pelo, volviéndose así muy suave con el tiempo, es lo que se denomina suavizado, y proporciona la suavidad de las puntas sin perder la firmeza del pelo.
Sin embargo, si las puntas han sido recortadas esto no sucede y el pelo será igual de duro en el primer afeitado como después de usarlo muchas veces.
El pelo más fino también se divide menos que el pelo más grueso.
El pelo de cerda es mucho más grueso y fuerte que el de tejón lo cual es la mejor opción cuando se pretende utilizar jabones duros.
El pelo de tejón al ser más suave y flexible requiere mucho más esfuerzo en sacar una buena espuma que cuando se usa una brocha de pelo de cerda.
El pelo de cerda retiene mucha menos agua que el de tejón y ¿Por qué es esto una ventaja? Simplemente porque incluso el pelo de cerda retiene mucho más agua de la que realmente se necesita para crear una espuma de calidad. El exceso de agua es el enemigo número uno para hacer una buena espuma. Por ello tendrá menos problemas al hacer espuma si se usa una brocha de cerda.
Si una brocha de cerda ya de por si retiene mucha más agua de la que se necesita para hacer espuma de calidad, y el tejón retiene todavía más, es más fácil no conseguir la espuma buscada con todo ese exceso de agua.
Las brochas de cerda necesitan más tiempo para crear la espuma lo que resulta una ventaja porque cuanto más tiempo se emplee haciendo espuma más tiempo hay para corregir los posibles errores haciéndola y solucionarlo añadiendo más agua o jabón y también sera más difícil que se pierda ese punto perfecto en el que la espuma ya esta lista, bien hidratada y cremosa.
Las brochas de cerda son ideales para espumar en la cara, ya que hacer la espuma en la cara no es solo para ablandar la piel sino también para ablandar más el pelo de la barba
El pelo de cerda cumple perfectamente con esta función ya que sus puntas envían la espuma a los folículos y levantan el pelo de la barba mucho mejor.
Contrariamente a lo que se pueda pensar el pelo de cerda al mojarse deja de ser duro y no pincha, siendo perfecto para las pieles más sensibles, algo que de algunos tipos de pelo de tejón no se puede decir.
Las brochas de afeitar de pelo de cerda tienen algo de ajustables ya que el pelo absorbe el agua de forma progresiva; asi si se deja en remojo en agua caliente durante 5 minutos, se ablandara mucho mientras que si se quiere una sensación más dura del pelo habrá que usarla sin remojar o únicamente remojada durante un minuto
Cuando se hace la espuma y surgen las preguntas:
¿Mucho agua?
¿No suficiente jabón?
La espuma no tiene suficiente consistencia
Me gusta hacer la espuma en la cara
Las respuestas a todas ellas también puede ser usar brochas de cerda .
Las brochas de cerda no están fabricadas como las de tejón, no hay fabricantes que gasten mucho dinero en hacer la brocha de cerda más fina posible. No se puede gastar nadie 40 euros en adquirir una brocha de cerda porque simplemente no existen brochas de pelo de jabali de un precio tan alto.
Las brochas de cerda también pierden pelo cuando son nuevas y en los primeros usos. Esto es normal pero después de una o dos semanas de uso regular debe finalizar.
Salvo que se quiera una brocha áspera se deben evitar las que tengan las puntas recortadas porque nunca se tornaran suaves.
Las brochas nuevas de cerda tienen un olor fuerte, ya que al ser un producto natural, el olor animal permanece en ellas. Pero no es un olor del que no se pueda desprender para ello se puede seguir el siguiente método.
Llenar la brocha de jabón y sumergir la brocha en agua caliente durante un minuto o dos y quitar el jabón con los dedos, el agua no debe estar tan caliente que queme. Esto eliminara cualquier cosa de la superficie de las cerdas.
Hervir agua
En un tazón limpio se coloca la brocha hacia abajo y se llena el tazón de agua hirviendo hasta la mitad de la longitud del pelo.
Esperar 3-5 minutos para eliminar todos los posibles gérmenes, durante la inmersión se ira comprobando como los pelos se van separando entre ellos y esto indicara el tiempo que la brocha debe estar sumergida, es una buena señal , no hay nada que temer ya que es necesaria esta separación de los pelos para eliminar completamente el olor
Añadir media cucharadita de bórax al agua y en su defecto un champú para niños o cualquier otro champú suave.
Seguidamente y sujetando el mango de la brocha entre las dos palmas de la mano, se hace girar la brocha en el interior del agua, durante 2 minutos.
Aclarar la brocha con agua limpia ya se podrá utilizar la brocha sin el olor inicial.
Antes del afeitado, y al menos durante los primeros veinte, es conveniente dejar la brocha en remojo en un tazón con agua caliente mientras la ducha o un periodo de tiempo de duración similar.
Al cabo de unos días se apreciara como las puntas de los pelos comienzan a dividirse en dos o tres partes, la brocha es mucho más suave y comienza a crear más espuma que cuando era nueva.
Una brocha de tejón esta lista para hacer espuma desde el primer uso, mientras que las brochas de cerda tardan en adquirir su potencial una semana , después de esa semana todavía mejorará y un mes más tarde será una magnifica brocha, todo esto si a la brocha se le da un uso regular y continuado. La paciencia con las brochas de cerda es ampliamente recompensada por ellas.
Hacer espuma puede ser diferente para diferentes personas, hay quien prefiere una espuma llena de aire y de apariencia similar al merengue, también hay personas que la prefiere más pastosa, otras más aguada y a otras les gusta más seca.
Hay usuarios que hacen la espuma en un tazón, otros en la mano y otros directamente en la cara. Al final cada cual hace la espuma de la manera que quiere si le satisface, aunque la mejor espuma que se puede hacer, densa, lubricante y con acolchamiento, para hacerla utilizando una brocha de cerda., se nota cuando retiene la cantidad de agua necesaria para crear una buena espuma.
Para que la espuma tenga mejor consistencia, no deje la brocha en agua saliendo del grifo, es mejor sumergirla en un tazón con agua caliente, sacudirla una o dos veces para eliminar el exceso de agua y una vez que haya dejado de gotear, en su interior esta el agua que se precisa para hacer la espuma con consistencia. Con esta agua se creara una primera espuma que va a estar un poco aguada, paso previo en la consecución de la espuma deseada., esta primera espuma tiene un alto contenido de agua así que ha de seguir creando espuma, batiendo la brocha en el tazón o en la cara y añadiendo más jabón hasta obtener una espuma cuya densidad no deje dudas, la espuma que se busca es densa y muy cremosa; después de un minuto batiendo la brocha, se habrá conseguido, y esa espuma es la óptima para el afeitado.
Algunas cosas básicas para sacar el máximo beneficio a las brochas de cerda, independientemente de su marca son:
Utilizar la brocha antes de afeitarse la primera vez con ella. De esta manera estará mejor preparada para la primera vez que se vaya a utilizar y creará una mejor espuma. El método es:
Simplemente dejarla en remojo durante diez minutos en agua caliente y después comenzar a hacer espuma en un tazón.
Enjuagar bien con agua fría después de terminar de hacer la espuma.
Repetir el remojo pero durante solo 3 minutos, hacer espuma en un tazón y enjuagar.
A este proceso se le denomina ciclos de “desbrave” o también suavizar la brocha de afeitar.
Repetir la operación dejándola en remojo otros tres minutos
Si se repite este ciclo cinco veces se tendrá la brocha lista para el afeitado y se garantizara la espuma para al menos tres pasadas.
Hay que ser paciente con la brocha, estas brochas de cerda se convierten en máquinas de hacer espuma pero hay que darlas tiempo pueden tardar diez días, veinte días, dependiendo de la densidad de pelo de la brocha, pero se convertirán y se podrá hacer espuma para cinco ó seis pases con la misma cantidad de jabón o crema usadas al principio con ella.
Otra cosa que se notará es que se volverá extremadamente suave en las puntas cuando están mojadas, pero sin embargo, conservan la firmeza que tanto suele gustar.
Por tanto hay que ser paciente, use la brocha a diario y será recompensado.
La perdida de pelo y de tinte es normal en los primeros usos y no debe de preocupar si en los primeros días de uso sale agua marrón de la brocha. No hay nada erróneo en ella, solo que la tintura de la banda que las asemeja a pelo de tejón se va diluyendo un poco sin que desaparezca sino que se verá más natural.
Tampoco debe ser preocupante si la brocha pierde pelos en los primeros ciclos o afeitados con ella, es normal, en el tercer o cuarto afeitado suele finalizar si se usan con regularidad.
Ya se ha dicho que se puede regular la suavidad o rigidez de la brocha dependiendo de cuanto tiempo este sumergida en agua caliente, si se deja durante tres minutos antes de afeitarse y si se quiere que las cerdas se ablanden, si se quiere que ablanden más dejarla de cinco a diez minutos y si no se quiere que ablande mojarla con agua caliente treinta segundos.
Las brochas de cerda son regulables en ese aspecto y eso es una ventaja sobre las de tejón, las cuales una vez mojadas son blandas todas.
Después de un tiempo de uso, se puede dar el caso de que la brocha “chupe” o absorba la espuma o que no haga tanta como antes, esto es debido principalmente a que el agua es muy dura y los residuos de jabón se concentran en los pelos de la brocha muy fácilmente.
La solución es sencilla
Limpiar la brocha con vinagre blanco y agua caliente al 50% de cada líquido y dejarla en remojo durante al menos 10 minutos. Esto eliminará los restos de jabón por completo y después de limpiar la brocha hacer un par de ciclos de espumado y suavizado con ella para que vuelva a su estado normal de hacer espuma y eliminar el olor a vinagre que pueda quedar, también se puede utilizar bórax en vez de vinagre que apenas si deja olor.
Secar la brocha bien después del uso, al ser brochas de cerda tardará más en secarse después del uso que las de otro tipo de pelo, tejón caballo, y por supuesto sintético.
Si las brochas se dejan húmedas en un lugar húmedo de por si, puede afectar a la brocha y hacer que pierda el pelo más fácilmente.
Hay que sacarlas con una toalla después del uso, o bien dejarlas en una zona ventilada.
En cuanto a dejar la brocha para que se seque hacia arriba o hacia abajo, no incide en que se seque mejor o peor, esto es una preferencia de cada cual, pero si es muy importante el no dejar la brocha húmeda en un lugar donde no haya buena ventilación para que se seque.
Una buena brocha de cerda no dura tanto como una buena brocha de tejón porque el pelo de cerda es mucho más grueso que el pelo de tejón y a la larga acaba partiéndose.
Pero también es cierto que las brochas de cerda duran hasta diez años y por su precio esa inversión no resulta muy rentable, mientras que las brochas de tejón duran hasta quince años, con buen funcionamiento pero su precio es más elevado.
La brocha de cerda ha de ser limpiada a menudo para eliminar los restos de crema o jabón que se quedan adheridos a ella.
Esto es fácil, simplemente se ha de remojarla en agua muy caliente, no hirviendo, teniendo cuidado de no mojar el mango, para que no se estropee, y añadir bórax o en su defecto vinagre blanco durante cinco minutos, en algunos casos se requiere más tiempo dependiendo de la densidad de pelo de la brocha.
Con esto es más que suficiente para eliminar cualquier resto de jabón o crema que se haya acumulado en las cerdas.
Una vez cada seis meses es más que correcto, pero si se usa una brocha regularmente una vez cada tres meses sería lo óptimo.
La brocha de cerda tarda más en secarse que una de tejón así que hay que asegurarse de que al finalizar el afeitado se lava bien y se le quita todo el exceso de agua.
Colocarla hacia abajo en un soporte para que de esa manera se seque mucho más rápido y mejor.
La brocha de cerda estará seca en un tiempo aproximado de doce a quince horas dependiendo de la densidad del pelo.
Para suavizar no se deben utiliza métodos barbaros o drasticos como martillos, papel de lija, barbícida, lejía, ni tampoco hacer la espuma sobre superficie áspera ni sumergirla en agua hirviendo. Nada de esto es el método para que la brocha se suavice más, De hecho, lo único que se consigue es romper las cerdas e incluso la brocha. Para hacer la brocha más suave, se puede usar a diario. Si se quiere hacer más suave rápidamente, en una semana, se pueden hacer ciclos de espumado en un tazón tres o cuatro veces al día.
A esto se le llama suavizar o desbravar la brocha…
Si se tiene la piel muy sensible y se tiene el temor de que la brocha de cerda puede resultar muy agresiva para este tipo de piel hay que decir que la mayoría de pieles son sensibles y a menos que sea una brocha con las puntas recortadas, el pelo de cerda se volverá muy suave con el uso, mucho más que algunos grados de tejón, incluido el punta de plata.
En defensa de las brochas de cerda se puede decir también:
Se da por hecho que el tejón es lo mejor, pero nadie hasta ahora ha sabido explicarlo. Se oye que el tejón es lo mejor y esto pasa de uno a otro y ahí queda convirtiéndose en una verdad. Pero lo cierto es que el que una brocha sea de tejón, sin más, no la hace automáticamente más suave que una de cerda, sino que depende del fabricante y de la variedad o tipo del pelo de tejón.
La verdad es que en la mayoría de las partes del mundo donde se afeitan tradicionalmente, la brocha de cerda es más popular que la de tejón., por el precio, la disponibilidad y porque hace lo mismo.
La mejor brocha de cerda es la que más le guste a cada cual.
No es del todo cierto que las brochas de cerda sean más usadas únicamente por su precio, pero si tiene una gran influencia…
En conclusión el uso de brochas de cerda es mayor desde hace tiempo y para muchos usuarios funcionan muy bien, también es porque utilizan jabón, mucho jabón y con las brochas de cerda se obtiene una espuma superior aunque para cuando de vez en cuando se prefiera usar crema también hay brochas de cerda idoneas para usar con crema de afeitar.
El debate de si brochas de cerda o de tejón es completamente inútil. Las dos formas son buenas y sirven para el propósito de hacer espuma, pero hay usuarios que les gustan más la cerda, a otros más el tejón y a otros las dos.
Si nunca ha utilizado una brocha de cerda, debe probarla y disfrutar con ella
Con la cerda o pelo de jabalí puede tener brochas de excelente calidad y prestaciones por muy poco dinero, con mangos muy vistosos y bien acabados.
Adelante animese, que no solo con tejón se afeita el hombre.

34 Me gusta

Como siempre un excelente artículo, felicidades @zkz

Fantástico, muy interesante!!

Buen artículo si señor y gracias.

Buen artículo y muy instructivo

Muy buen articulo, muy instructivo. gracias por el trabajo

Muchisimas gracias, muy buen material

Muy bueno

Muchas gracias por tan gran aporte :ok_hand:t3:

Gracias por todos tus aportes.

Muchas gracias por el aporte.
Yo soy de esos que, una temporada le doy al tejón y otra me da por la cerda.

1 me gusta

Muy buen aporte. Y quitando prejuicios. No siempre lo más caro es lo mejor.

Gracias por el post, muy ilustrativo.

Magnifico aporte has conseguido que me ponga a curiosear una cerdita

Esto que estás haciendo Gonzalo, no tiene precio.

Muchísimas gracias.

gracias, ya recorte las puntas …

Cátedra :clap::clap::clap:

Reconozco que no fui capaz de leerlo todo, pero no creo que se haya mencionado algunos aspectos que, para mi, son relevantes. Por cierto que he probado muchas brochas de mucho renombre y la cerda siempre es la ganadora.

  • otra forma en que la cerda es regulable es dejando en remojo sólo las puntas. Para evitar que se quiebren las cerdas es mejor humedecer todo el judo antes de espumar, pero de esa forma tenemos una punta de pelo suave y buena resistencia de pelo.

  • para mi, el principal problema de la cerda es lo poco uniforme que es. Y el primcipal indicador de que un nudo es o será bueno es la cantidad de pelos invertidos. Los pelos invertidos son casi tan problemáticos como los pelos recortados.

  • para mi la mejor brocha de todas es una omega 98 en un mango a la medida: bajar la altura del pelo y un mango con una abertura de 28mm. Es fantástico.

Gracias por el post.

1 me gusta

Excelente, gran aporte.

Muchas gracias, excelente.