Piiedras para afilar navajas de afeitar naturales

Las piedras naturales se definen como aquellas que se encuentran en la naturaleza y por lo tanto no están fabricadas por el hombre
En las piedras naturales el tamaño de su grano es aproximado y suelen ser por lo general más caras que las sintéticas.
Las piedras naturales no se deben pensar ni relacionarlas con “grits”, eso nada más debe hacerse con las sintéticas.
Las naturales únicamente se considera: gruesas, medianas, finas y muy finas.

Piedra Tarea
Gruesa Eliminar mellas y defectos
Mediana Biselar
Fina Afilar
Muy Fina Acabado o terminación

Las piedras de afilar naturales tienen un enorme e importante valor cultural. Han jugado un gran papel pero poco reconocido en el desarrollo tecnológico de la humanidad. Cuando se piensa en piedras de afilar, hay un sentido real en el que lo hicieron posible, especialmente en términos de trabajar con el metal. La agricultura sin las herramientas de corte adecuadas, las herramientas para trabajar la madera como cinceles y sierras sin filos cortantes, a la hora de realizar su función, seria muy diferente incluidos los cuchillos de cocina. La costura requiere de agujas afiladas. Por tanto las herramientas de corte y sus piedras de afilar han constituido la base para el desarrollo de muchos tipos de trabajo manual tradicional y habilidades específicas. La necesidad de encontrar un abrasivo de afilado adecuado está estrechamente entrelazada con el desarrollo de las herramientas en general, este desarrollo se remonta a miles de años. Incluso hoy en día las piedras de afilar artificiales de alta tecnología se las elogia diciendo “afila como una piedra natural”, es decir, el fabricante encontró los materiales adecuados para que sus piedras imiten a las mejores piedras naturales que llevan en uso desde hace miles de años.
Las piedras de afilar naturales se extraen de la tierra, son minerales y rocas naturales y reales, algunas de ellas sus nombres pueden resultar familiares Coticules, Eschus, Thuringans, Arkansas y las japonesas naturales.
Lo sorprendente de estas piedras es que ademas de pulir no dejan ralladuras o rasguños de ningún tipo en el metal como las artificiales. Las piedras naturales ya sean belgas, británicas, japonesas o de otros países no tienen un grit definido como las sintéticas. Por ejemplo, una piedra sintética de 600 de tamaño de grano tiene un tamaño de partícula de alrededor de 15 micrones. Los granates, la partícula abrasiva de las piedras belgas tienen en promedio este tamaño, sin embargo, se comportan como una piedra sintética de grano 8000. Estos cristales superduros son dodecaedros y penetran solamente entorno a 3 micrones en el metal. Algo similar ocurre con las piedras naturales japonesas, la penetración de las partículas abrasivas, las cuales son planas y chatas, dentro del metal está gobernada por el grosor y no por el tamaño de la partícula. Éstas afeitan el metal en lugar de clavarse como en las sintéticas, de ahí el acabado sin marcas que dejan sobre los metales.
En las características de las piedras naturales existen variaciones en su composición ya que en esta puede entrar cualquier material que se sedimenta en el momento de la formación de las rocas. En general son similares pero algunas afilan más rápido que otras y pueden ser más adecuadas para el acabado del afilado de las navajas.
Generalmente se extraen de canteras Pueden ser de agua. Una de las más afamadas en Europa son las Ardenas en Bélgica que tienen un color característico gris-amarillento las “Coticule”, las piedras maturales belgas también las hay de color azul “Belga azul” y también de aceite y las piedras de aceite de origen americano, las piedras “Arkansas”.
Generalmente una buena piedra de afilar natural tiene un precio bastante alto debido a la dificultad de encontrar buenas vetas de material. Como ya se explico la denominación “piedra de agua” se debe a que es habitual añadir agua para eliminar los residuos del afilado, esta práctica ha hecho que se acabe denominando piedra de agua. Ocurre igualmente con las de aceite, puesto que deben de utilizarse con aceite de afilado.
Normalmente al comprar una piedra natural, le suele acompañar una piedra del mismo material, mucho más pequeña, que se utiliza para hacer lodo o barrillo, en ingles “slurry”. Cuando las dos piedras se frotan con agua el subproducto resultante es una mezcla o suspensión, esta es un liquido fino mezcla de agua con las partículas en suspensión flotando que se han separado al frotar las dos piedras.
Así pues el utilizar una piedra de lodos en la piedra principal lo que hace es crear un lodo o barrillo sobre esta, que ayuda a la eliminación de acero de la hoja de la barbera para lograr su agudeza, es decir que facilita y acelera el afilado de la navaja.
La mezcla o barrillo se utiliza para acelerar el proceso de afilado, y conforme avanza, diluir la mezcla para terminar con agua únicamente sobre la piedra principal.
Para hacer el lodo o barrillo, en ingles slurry, de cualquier piedra otra opción es una placa de diamante continua.
Las piedras naturales las hay disponibles en un gran número, algunas de dudosa utilidad para el propietario de navajas de afeitar, otras son capaces de obtener excelentes resultados y en otras estos están notablemente exagerados más allá de toda medida razonable y en especial en los foros de afeitar. El consejo para alguien que comienza a afilar es evitarlas en el inicio y obtener un conjunto de piedras de afilar sintéticas. De esa manera entenderá la calificación de grano de cada piedra de afilar y podrá colocarlas en una progresión de afilado.
A las piedras naturales, por supuesto, no les puede ser asignada una calificación de grano exacta. Se las concede una estimación del valor de grano como medio de describirlas, pero esto puede variar, a veces considerablemente, incluso para piedras de afilar naturales del mismo tipo.

Las piedras naturales japonesas

Las piedras naturales japonesas son muy reputadas y tienen una larga tradición debido a la existencia de minas naturales que las proporcionan, son de grano fino y generalmente emplean agua en su uso (con aceite se estropean). Las más afamadas provienen del norte de Japón en el distrito de Narutaki.
Las canteras de piedras naturales japonesas a menudo han sido en su mayoría agotadas, y es muy difícil hoy en día obtener piedras muy finas. Los nombres de las piedras proceden en general de la montaña de donde fueron sacadas. Estos son algunos ejemplos de nombres de Kyoto y sus alrededores: montañas occidentales: Ohira, Shinden, Mizukihara montaña central: Atago montañas orientales: Nakayama, Ozuku, Kizuyama, Okudo, Shoubu, Narutaki Actualmente casi todas las canteras están cerradas. Pero a pesar de ello todavía existe una gran cantidad de material de piedra en bruto extraído en el pasado a la espera de ser cortado a tamaños adecuados. Las piedras se cortan en sentido horizontal, de manera que las capas de sedimento son paralelas a la cara de la piedra con el fin de presentar un tamaño de grano consistente y de calidad.
Las variantes disponibles en el mercado son: la ara-to o “piedra ruda”, la naka-to o “piedra media” y la shiage-to o “piedra de acabado”.
Excavaciones arqueológicas en yacimientos prehistóricos no sólo han puesto de manifiesto una tradición activa de la herrería que data de finales del Período Jomon (1000 - 300 a C), pero la investigación también ha encontrado pruebas de que incluso entonces el proceso de afilado se dividió en los tres pasos: desbaste, pulido y acabado, que normalmente todavía se utilizan hoy en día. Se puede suponer que la nitidez del afilado que se podría lograr con una piedra de afilar de grano bastante grueso o medio habría sido considerada adecuada al principio, y luego con la cultura desarrollada, habrían sido necesarios mayores niveles de afilado
Una piedra de afilar japonesa natural, que pueda ser considerada perfecta y que tiene todos los atributos necesarios, puede costar una fortuna. Tendría un grano muy consistente, sería uniforme en textura y color, preferiblemente de color amarillo, no ha de tener grietas, manchas u otras imperfecciones, y es en general una piedra “muy bonita”. Tal piedra se conoce en Japón como un “diamante práctico”, Las piedras naturales normalmente están muy lejos de esa perfección en apariencia. El color puede ser de varios tonos de amarillo, marrón o gris, puede ser diferente en distintas áreas de una cara de la misma piedra y puede cambiar con el uso. Los bordes y las esquinas son a menudo ásperos y desiguales o astillados. Pero, sorprendentemente, la calidad del filo que se puede obtener con estas piedras más comunes esta a menudo muy cerca de la de las llamadas piedras “perfectas"
Los japoneses utilizan tradicionalmente piedras de afilar lubricadas con agua. Ellos lo han estado haciendo durante muchos cientos de años, las primeras piedras eran naturales. La geología de Japón proporcionó un tipo de piedra que consta de partículas de silicato finas en una matriz arcillosa. Esto es un poco más suave que la novaculita.
Las piedras japoneses son sedimentarias. Las más famosas se extraen normalmente en el Distrito Narutaki justo al norte de Kyoto.
Estas piedras japonesas suaves tienen algunas ventajas sobre las piedras más duras. En primer lugar, debido a que son más suaves no se convierten en un cristal o se cargan del material que están afilando con lo que nuevas partículas están constantemente expuestas a medida que se trabaja con ellas y por lo tanto siguen recortando permanentemente. En segundo lugar, se pueden lubricar de forma eficaz con agua por lo que no se requiere nada más que agua. Por último, debido a que son suaves, el material desgastado y el agua forman una suspensión que conjuntamente con la piedra, afila y pule la hoja.
Una desventaja es que pierden su aplanado más rápido que otros tipos de piedra de afilar, pero a pesar de ello su suavidad o blandura las hace fácil de aplanar.
Ya se ha indicado que históricamente, hay tres grandes grados de piedras de afilar japonesas: el ara-a, o “piedra bruta”, la “piedra media/media” naka-to y el Shiage-to o “piedra de acabado”. Hay un cuarto tipo de piedra, el Nagura, que no se utiliza directamente. Más bien, se utiliza para formar una suspensión de corte, barrillo o lodo, en la Shiage-to, que es a menudo demasiado dura para crear la suspensión necesaria. La conversión de estos nombres en un tamaño de grano absoluto es difícil, ya que las clases son amplias y las piedras naturales no tienen un “número de grit” inherente.
A título indicativo, la ara-a es probablemente 500-1000 de grano. El naka-to esta probablemente, 3000-5000 de grano y el Shiage-to 7000-10000 grano. Los valores de grano sintéticos actuales van desde muy gruesa, como el grano 120, hasta alcanzar granos tan altos, como el 30.000
A diferencia de la mayoría de las piedras naturales que no se conoce su grano exacto, en las piedras de afilar naturales japonesas el material abrasivo consiste en granos muy finos redondos de silicato con un rango de tamaño desde 0,2 hasta 0,3 micras de acuerdo con fuentes japonesas y estos se combinan con una pequeña cantidad de óxido de hierro u otros materiales naturales que mejoran el efecto del afilado.
El afilado de las katanas japonesas y en particular en las etapas de acabado, es todavía común realizarlo con piedras de pulido naturales, extremadamente costosas y raras, dado que los diferentes tamaños de grano de las partículas de abrasivo en piedras naturales producen a menudo resultados visuales de afilado que revelan características del acero que las partículas de grano uniforme de una piedra artificial no son capaces de alcanzar. Algunas piedras naturales japonesas son conocidas por llegar a 50.000, 75.000 o incluso 120.000 de tamaño de grano de las partículas abrasivas, mientras que la más fina piedra artificial que se comercializa es la 30000 de la marca Shapton.
Las piedras naturales japonesas son diferentes al resto en que sus piedras de lodos son realmente de granos diferentes, y es la piedra de lodo la que es responsable de la nitidez de corte del afilado.
Estas son las piedras Nagura, son piedras naturales que se utilizan para crear una pasta de afilado o barrillo en la superficie de las piedras de agua naturales con el fin de perfeccionar la estructura del grano y dar a la piedra un mejor deslizamiento de la hoja al ser afilada. Con un roce muy ligero es suficiente, el barrillo o la pasta de afilar no debe ser demasiado gruesa o espesa. Las piedras Nagura son utilizables en todas las piedras de afilar de grano medio a fino. También se pdrian utilizar sobre las piedras artificiales, al igual que como se hace en las naturales.

Acerca de la finura y dureza de las piedras naturales japonesas:

Esto sólo es válido para piedras de acabado japonesas (Tennen Toishi) y no para las Aoto, Omura, Aizu o cualquier otra piedra mediana.
Las piedras que se utilizan normalmente para navajas de afeitar son las mas finas disponibles y para su compra se quiere conocer el tamaño de grano específico de estas piedras. Lo cuál es una manera incorrecta de pensar en piedras naturales japonesas en general.
Las piedras naturales japonesas no tienen granos como ocurre en las sintéticas o incluso en algunas otras piedras naturales. En su lugar, tienen una especie de copos o “escamas”. Estos copos se desprenden o liberan con diferentes velocidades y patrones dependiendo de lo duro o compacto de la piedra: las piedras más duras liberan escamas a una velocidad más lenta que las piedras más suaves. En lugar de liberarse en trozos no friables que no se desmenuzan, estos copos continúan rompiéndose o descomponiéndose en grosor y tamaño en la suspensión o lodo durante el afilado con estas piedras. Así, cuanto más dura sea la piedra, más pequeños serán los copos producidos durante el afilado, y con menor velocidad. Esta lenta liberación de escamas o pequeños fragmentos friables produce un acabado más fino. Esto también explica el porque es tan importante aplanar y suavizar completamente una piedra natural japonesa de acabado. Porque no importa cómo es de dura la piedra, si la superficie se deja gruesa, producirá escamas más grandes. Los copos más grandes darán un final menos fino!.
En las piedras sintéticas, las partículas tienen forma de cubo o redondeadas con sus bordes o aristas extremadamente afilados. Estas partículas penetrarán profundamente en la hoja al afilarla, dejando profundos arañazos o rayones difíciles de eliminar. En las piedras sintéticas durante el afilado también se generan partículas del aglutinante que mantiene los granos unidos, y que es una resina dura o un ligante de cerámica, estas sustancias se rompen en partículas enormes, no friables, estos trozos también permanecen en la suspensión o barrillo cuando usted afila. Ello da lugar a la eliminación muy rápida del metal, pero también contribuye al rayado profundo de la hoja ocasionado al usar piedras sintéticas. Por el contrario, los copos de las piedras naturales japonesas al ser friables cortan o eliminan el metal en pequeña cantidad dejando rasguños muy poco profundos. Para entender realmente la diferencia entre el acabado obtenido utilizando una piedra natural japonesa de acabado y las piedras sintéticas, es necesario ver y comparar los arañazos de unas y otras.
En las piedras naturales japonesas, hay muchas escamas. Y lo más importante no es el tamaño de los copos lo que afecta a la finura pero si la dureza. Sin embargo, la dureza también varía mucho, y también cambia dependiendo de cuánto se comprime la piedra, lo fuertes que son las escamas o lo difícil que es la piedra. Los copos de estas piedras no se descomponen en tamaño, sino en grosor después de ser trabajados sobre la piedra.
Como se puede deducir con todo lo dicho, es imposible responder a cual es el grano que tiene una piedra natural japonesa porque no tienen un grano estandarizado! Las propiedades de dureza, finura y velocidad, todas ellas caen bajo la dureza de la piedra, y la dureza era lo más importante a buscar. Así que o normalmente solo verá el nivel de dureza. Los niveles de dureza van desde Lv1 a Lv5 +, de más blandos a más duros, respectivamente.
Por supuesto, las cosas no son tan simples. Hay algunas excepciones: algunas piedras tienen más velocidad que otras. Algunas Suitas superduras pueden ser muy gruesas, pero también liberan el lodo más rápido que las piedras más finas.
Otra cosa importante esta en el uso de placas de diamantes en piedras naturales japonesas finas para hacer barrillo o slurry.
A continuación, se esbozan los pros y los contras más obvios de usar cualquiera. Con esta información se puede decidir por sí mismo lo que desea utilizar en sus piedras naturales japonesas:
Placas de diamante:
Pros:
Siempre plana,

Por lo que sus piedras se aplanan cada vez que lo use
Es muy fácil y rápido hacer barrillo con ellas
Son infalibles, y bastante fácil de usar Se pone o coloca en la parte superior de su piedra y se frota
Las placas de diamante duran toda la vida, Asumiendo que sólo se utilizan para hacer barrillo.
Contras:
La piedra principal se desgasta mucho más rápido
El coste de las placas de diamante es muy alto
Las buenas, necesarias para no destruir la superficie de la piedra, son aún más caras,
Lleva tiempo aprender e de modo que no arranque la superficie de la piedra.
De lejos, lo más problemático es quitar o desprender grandes trozos de su piedra cada vez que haga la suspensión Esto puede causar una textura irregular en la mezcla o barrillo si no se tiene cuidado lo que no es bueno.
En el mejor de los casos, hace que su piedra natural actúe como una sintética, porque las partículas que se quitan de la superficie de las piedras serán trozos en lugar de placas o escamas. lo que lleva a sólo ser capaz de extraer un resultado de su piedra natural japonesa, por lo que es muy limitante.

En resumen, su piedra no le dará el 100% de rendimiento.

Nagura:

Pros:
Precio.Más barato que cualquier placa de diamante
Se puede tener muchas unidades de ellas. Todas producirán resultados diferentes con la misma piedra base
Se puede ir de Nagura gruesa a Nagura muy fina
Esto lpermite usar su piedra como una piedra multiuso
Usted suavizará su piedra base cada vez que utilice una Nagura Lo que a su vez hará que la base de afilado sea más fino con el tiempo (cuanto más se utiliza una Nagura en su afilado mejores resultados da.
Las partículas siempre serán planas (placas) porque no rayan o excarvan en la piedra. Su piedra principal durará mucho mucho más tiempo
Esto se puede hacer de varias maneras, pero lo más eficaz es utilizar una pequeña Nagura para hacer sólo la suspensión en los puntos altos de la piedra principal.

Contras:

No es infalible
Se necesita tiempo y experimentación para extraer todo el potencial de cada Nagura, pero cualquiera puede aprender.
Con algunas Naguras duras pueden ser difícil hacer la suspensión incluso con algunas sepuede arañar lu piedra si se es impaciente.
Es difícil elegir una Nagura de buena calidad.Todas son diferentes y pueden tener inclusiones igual que todas las piedras naturales
Conclusión:
Así que realmente no es muy acertado el usar placas de diamante habiendo tantas opciones más baratas y mejores con Naguras naturales.
Para los principiantes, lo mejor es trabajar inicialmente con piedras artificiales o sinteticas que son relativamente baratas. Con estas piedras la mayoría de las personas pueden lograr un filo muy respetable y útil en las navajas. Sin embargo, un buen número de personas que con el tiempo se vuelven mas exigentes y están insatisfechos con sus afilados ya que tienen la sensación de que sus filos no son buenos, y como además ya han mejorado sus habilidades para afilar, necesitan más en piedras de afilar. Para estas personas, lo más recomendable son las piedras artificiales de alta gama, lo que supone para muchos de estos una autentica revelación dado que las piedras de alta calidad han permitido lograr una precisión y nitidez de corte en sus navajas que no creían posible. Si se llega a ese nivel, y siente curiosidad y quiere explorar más a fondo, a sabiendas de que las piedras naturales pueden ser impredecibles, puede después dar el paso siguiente experimentar con las piedras naturales japonesas lo que puede ser una experiencia muy interesante.
Los tiempos que, antes de su uso, se deben poner las piedras de afilar naturales en el agua son, incluso en Japón, muy diferentes. Hay profesionales que hablan de 2 semanas, otros aconsejan al menos 30 minutos, y aún otros que dicen que simplemente mojar la superficie de las piedras funciona bien. Lo recomendado y aconsejable es poner las piedras naturales en un baño de agua durante al menos 30 minutos antes de usarla. Si una vez que se ha utilizado la piedra un tiempo, y si se tiene la sensación de que no es suficiente, entonces se puede probar a tenerla en remojo hasta 24 horas o incluso más tiempo si es necesario. El tiempo de remojo adecuado sirve para estabilizar la estructura de la piedra y para permitir buenos resultados. Es importante recordar que se trata de piedras naturales, cada una es diferente, y así cada una tiene una necesidad diferente de remojado en agua. Piedras más duras, por ejemplo, necesitan más tiempo en el agua que las más suaves.
En Japón, las piedras de afilar incluidas las naturales normalmente se almacenan en seco y fuera del sol después de haber sido aplanadas y limpias de las articulas desprendidas durante el afilado realizado. Nunca deben ser expuestas a temperaturas bajo cero cuando están mojadas. El agua en la piedra se congelará, aumentando su volumen y esto puede dañar o romper la piedra. Pero, reconocidos y respetados expertos en Japón y al contrario de lo que se ha escrito anteriormente dicen que las piedras naturales regularmente utilizadas pueden dejarse permanentemente en el agua. Basan este consejo en la idea de que, contrariamente a las diversas clases de piedras artificiales que se pueden dañar si se deja en el agua demasiado tiempo, las piedras naturales pueden soportar este tratamiento ya que utilizan el principio de que las piedras se formaron bajo el agua, ya que son piedras sedimentarias. Si bien todo esto es cierto, en un principio, el almacenamiento en seco es la mejor manera por las razones siguientes .Las piedras de afilar naturales se componen normalmente de alrededor de 2/3 de SiO2 dióxido de silicio, que proporciona los granos de la arena de afilado, y aproximadamente 1/3 KAl2AlSi3O10 (OH)2 sericita, que sirve como material de unión. Las piedras se formaron hace unos 70 millones de años. A medida que se forman a partir de sedimentos establecidos bajo el agua, se podría pensar que sería estable cuando está mojado. Pero después de que las piedras se han extraído y cortado a medida esto puede cambiar, ya que el material de unión, que es al menos soluble en parte en agua, se puede disolver con el tiempo y las partículas abrasivas pueden desprenderse de manera desigual. Este proceso de descomposición tiene lugar normalmente durante muchos años, por lo que si las piedras están en uso todos los días, no importa mucho. Pero para la mayoría de la gente hoy en día, ha de tenerse esto en cuenta sobre todo para garantizar la gran inversión en las piedras, su calidad y rareza, lo mejor es guardarlas en seco para evitar posibles daños. Además, se deben evitar los cambios rápidos de temperatura o secarlas demasiado rápido. Nunca las coloque cerca o sobre e una fuente intensa de calor. Naturalmente, también se pueden romper si se dejan caer sobre una superficie dura.
El aplanado de las piedras por desgracia, es un proceso frecuentemente descuidado, lo que puede significar malos resultados o inconsistentes cuando se utiliza la piedra para afilar barberas. No hay que olvidar y tener siempre muy presente que las navajas no apoyan por completo en la piedra y necesitan una superficie completamente plana, si se afilan correctamente nunca marcan la piedra y el desgaste es mucho menor por lo que el aplanado no se necesita tan a menudo
Aún así el aplanado en las piedras naturales resulta a todas luces esencial. Con el rectificado y aplanado nos referimos a la atención que se ha de prestar durante el largo plazo es decir durante toda la vida o tiempo de utilización de las piedras, y no sólo al aplanado superficial inicial para su primer uso. Cuando se utilizan las piedras de afilar el desgaste originado produce un hueco o adelgazamiento desigual del espesor de la piedra haciendo la con-cava, y este hueco causa problemas cuando se realiza el afilado de la navaja.
Una piedra cóncava, incluso cuando apenas se puede ver la curvatura, causará problemas en el afilado de las navajas.
Existen diferentes métodos para aplanar o rectificar las piedras.

Para seguir un orden, veo conveniente apuntar este util en este momento ya que es esencial que las piedras de afilado estén perfectamente planas, y hay que saber que incluso las piedras nuevas traen una superficie irregular y necesitan ser aplanadas. Se puede considerar como placa de rectificado cualquier superficie absolutamente plana y fiable que cuente con un abrasivo para corregir las piedras japonesas al agua. Esto puede ser:

1-Un cristal grueso templado con papel de lija al agua de grano 180-240 (mas fino en las piedras de acabado mas finas), dependiendo del grano de la piedra a rectificar. Tambien hay quien usa malla abrasiva como alternativa a la lija.

2-Un bloque de granito con lija al agua, igualmente. Cuando usemos lija para corregir las piedras de afilado, finalmente se debe suavizar la piedra con otra mas fina y aclarar bien para eliminar cualquier residuo que pudiera quedar.
3-El metodo más usado o habitual consiste en usar las plcas de diamante de grano acorde al grano de la piedra de afilado. Esto seria de la siguiente forma:
Placa de diamante de grano 140 para rectificar piedras japonesas al agua de grano hasta 1000.
Placa de diamante de grano 400 para rectificar piedras de afilado con tamaño de grano hasta 5000
Placa de diamante de grano 1200 para rectificar las piedras mas finas sobre las por ejemplo las de grano 8000 o superiores.
Sin embargo hay que advertir que precisamente muchas de las placas de rectificado comercializadas con ese mismo nombre esta lejos de ser planas y no son nada recomendables para rectificar las piedras de afilar.
Hay dos métodos prácticos y eficaces. Las piedras de afilado naturales finas pueden ser aplanadas frotándolas con otras piedras perfectamente planas de grano mayor e incluso del mismo grano o con piedras de aplanado y placas de diamantes especificas para realizar el aplanado.
Utilizando piedras de grano grueso 100-600 dos piedras naturales y artificiales funcionan bien, y las piedras más duras son mejor que las variedades más suaves. La opción más eficaz es sin embargo, una placa de diamante de entre 400 y 600 de grano. Si la piedra tiene una depresión profunda, y necesita quitar una gran cantidad de material, entonces se debe y se puede utilizar una piedra de grano más grueso, lo mejor piedras de de grano 120 o una placa de diamante de grano 140, ambas son buenas para este tipo de trabajo. Cuando se usan piedras naturales gruesas para el aplanado, como Igarashi, Natsuya o Amakusa, y siempre que se usa una piedra gruesa, de tamaño de grano similar o mayor, es muy importante enjuagar cuidadosamente la piedra después del aplanamiento. Si esto no se hace, a menudo se encuentran algunas de las partículas de grano más grueso en la superficie de la piedra más fina que pueden dejar feos arañazos en las navajas. Si la superficie de la piedra de aplanado o de afilado queda rugosa por el aplanamiento con un grano más grueso, después se puede alisar la superficie usando una piedra Nagura natural, suavemente, sin presión. El resultado será una buena mezcla abrasiva que es perfecta para el afilado. Dependiendo del tipo de piedra y el acero para ser afilado, a veces es necesario agregar un poco más de agua después de utilizar la piedra Nagura.
Es una buena idea adquirir el hábito de aplanar sus piedras naturales después de cada vez que las utilice. Con esto se aprovecha del hecho de que la piedra ya esta húmeda y utiliza la suspensión de articulas abrasivas de la sesión de afilado. Después la piedra se enjuaga y se recoge, lista para cuando la necesite de nuevo. Si no se hace así a menudo esto conduce a afilar la navaja inmediatamente, sin aplanar la piedra, y da como resultado un afilado apresurado en una piedra ahuecada, ya que se necesita tiempo para aplanarla y de esta manera el afilado no se puede hacer bien.
Las piedras naturales dependiendo del tipo de piedra pueden ser de poro abierto o cerrado, de poro abierto son las japonesas, belgas etc. y de poro cerrado las Arkansas. Si utiliza aceite en una piedra de agua las partículas quedarían colapsadas en el poro y dejarían de ofrecer resistencia al metal por lo que ya no afilarían o por lo menos con la total efectividad de su capacidad. En las de poro cerrado esto no sucede las partículas se deslizan en su superficie y no se aglutinan, suelen ser piedras lentas y de mayor duración
Por otro lado, una variedad de piedras naturales tan grande puede hacer que sea difícil elegir una combinación viable, esta pequeña guía puede ayudar a tener por lo menos un buen comienzo.
Piedras naturales japonesas hay tantas como nombres vea y cada una de ellas funciona de una forma diferente, hasta que no se prueban no se sabe como funcionan. Por lo general si se usan en ellas las Naguras podrá afilar la navaja desde cero, creando un bisel y como piedra de terminación. No necesitara ninguna otra piedra.
Normalmente cuesta mucho aprender a manejarlas, pero con paciencia y práctica se consigue.

Nakayama.
Piedra japonesa de afilar fina. La Nakayama es una piedra de acabado, muy dura y muy versátil. Una suspensión puede hacerse rápidamente mediante una Nagura en esta piedra natural con el uso el tamaño de las partículas en suspensión se rompen , friables, siendo cada vez más finas, por lo que el filo de la navaja se vuelve más refinado a medida que se continúa afilando. Eso hace que la piedra de afilar sea muy versátil se puede pasar de una piedra de grano 4000 o 8000 directamente a la piedra de afilar japonesa, y el progreso es como si se pasara por piedras intermedios. Dar un tamaño de grano es problemataico con piedras de afilar naturales, e incluso mucho más aquí: cada piedra tiene diferentes cualidades, pero se le suele asociar desde 12.000 a 16.000. Requieren aplanado sólo a grandes intervalos , al ser tan dura. A menudo, la piedra tiene líneas y marcas de fractura en ella, éstas parecen haber sido hechas hace mucho tiempo durante la formación de las piedras en las que otros materiales se han filtrado a través de las grietas y mineralizado para formar la piedra sólida. En cada unidad su capacidad tiene que ser examinada a fondo para impartir el mejor filo en una navaja de afeitar, algunos defectos e inclusiones anula su uso como piedras de afilar navajas.

Nagura” natural o piedra de roce
Utilizadas para crear o levantar una suspensión y correcciones puntuales y localizadas de la piedra. Es una piedra bastante suave, y está disponible en varios números de tamaños de grano éste es de aprox. 1000 A diferencia de las Naguras sintéticas, estas se descomponen muy rápidamente durante el afilado, por lo que el tamaño de grano se vuelve cada vez más fino y más fino.

¿Por qué usar piedras naturales japonesas?

Afilando las partículas de las piedras naturales son desiguales en sus tamaños y los filos resultantes también serán desiguales presentando microdientes desiguales, haciendo que el filo de una navaja permanezca más nítido durante un tiempo más largo. Las piedras naturales afilan y se desgastan a un ritmo mucho más lento, entonces una piedra natural durará más que una sintética y no necesita ser aplanada tan menudo Una piedra natural de buen tamaño durará una vida. Las piedras naturales quitan rebabas más fáciles que las piedras sintéticas, por lo tanto una navaja consigue mucha más nitidez o nivel de afilado y sostiene la agudeza por mucho tiempo. Se puede notar una diferencia en el rendimiento cuando una barbera es afilada en piedras naturales o sintéticas.

¿Cómo seleccionar las piedras naturales japonesas?

En general, las piedras naturales más blandas son más útiles para las navajas y son más fáciles de usar que las piedras más duras, por lo que es mejor comenzar con piedras más blandas y obtener piedras más duras a medida que sus habilidades mejoran. Algunas piedras muy duras y finas pueden arañar el acero blando (jigane) pero no el acero duro (hagane), eso no es porque la piedra sea mala sino porque el acero es más blando que la piedra. Por lo tanto hay que usarlas con cuidado y usar estas piedras sólo con barrillo y ligera presión. Las piedras duras y finas por lo general son piedras más raras y caras. Estas piedras son muy buenas para las navajas, aunque lo más importante es conseguir una piedra que funcione muy bien en su navaja, y tal vez no importe tanto de qué mina y estrato proviene.
Con el fin de aclarar y no confundir, todas las piedras naturales japonesas deben incluir un nombre de la mina, un estrato de donde la piedra fue extraída, una apariencia y un nivel de dureza (Lv )
También se notará la capacidad de corte de una piedra.

  1. Mina (Nakayama, Ohira, Hakka, etc.)
  2. Estratos (Tenjyou, Namito, Tomae, etc.)
  3. Aspecto (Kiita, Karasu, Asagi, etc.)
  4. Nivel de dureza de Lv1 aLv 5. El nivel Lv 5+ –es el mas duro y más difícil de conseguir
    Así algunos ejemplo serían : Ohira Tomae Lv 2, Nakayama Asagi Lv 5. Shinden Suita Renge Lv 3.5
    Canteras de piedras naturales:
    Nakayama 中山, Mizukihara 水木原, Oohira 大平, Okudo 奥殿, Shoubudani 菖蒲谷, Oozuku 大突, Shinden 新田, Nartuaki - 鳴滝 (also has 2 meaning: mine name and east mines), Kouzaki 神前, Hideriyama 日照山, Atagoyama 愛宕山, Yaginoshima 八木ノ嶋, Hakka 八箇, Sororo Ozaki 尾崎, Okunomon 奥ノ門, Otoyama 音羽山, Takashima 高島, Wakasa 若狭: near Fukui mountain name is Miyama. Hiroto: connected to Oozuku Maruoyama, Yaginoshima 八木の嶋 Kizuyama 木津山, Saeki 佐伯, Kinugasayama 衣笠山

Los estratos de blando en la parte superior a muy duro en la inferior son.
Ara-pin,
Tenjyou suita or uchigomori,
Hachimai, Senmai, T
Tomae,
Aisa (karasu),
Namito,
Hon suita. Shiro suita.

Cuando se lleva algún tiempo tratando y manejando piedras de afilado naturales japonesas se suele dar cuenta de que existen muchos malentendidos sobre las mismas.
Muchos usuarios tienen la tendencia a mirar las piedras de afilado japonesas desde una sola perspectiva en lugar de ver cada piedra como algo totalmente único; cada una con su propio conjunto multifacético de cualidades. En numerosas ocasiones sólo se demandan piedras “viejas” o “raras” porque vale la pena comprarlas ya que poseen las mejores cualidades de afilado. Esta afirmación falsa suele estar unida a la idea de que las piedras procedentes de nuevas existencias son en general de una calidad inferior a las piedras vendidas anteriormente. Para aclararlo, baste decir que la escala de tiempo geológico no funciona en la misma escala de tiempo que lo que se considera viejo y joven normalmente. Para añadir algo de perspectiva, hay que decir que todas las piedras de afilar naturales japonesas se formaron durante un período de unos 500 millones de años, por lo que parece poco probable que haya una enorme diferencia entre una piedra extraída hace 100 años y una extraída hace 60 años
De hecho, la mayoría de las minas fueron cerradas hace 60-70 años, y el stock actual de piedras que llevan su estampado “kanji” proviene de la materia prima extraída antes del cierre de la mina y almacenada para uso posterior. Así que en realidad, no hay mucha diferencia de calidad entre las piedras de hace 60 años con las de hoy, sólo en los métodos con los que se cortan y aplanan. La única cantera que todavía se está excavando activamente es la mina de Marouyama y ocasionalmente Ohira. Esto es importante ya que algunos vendedores están difundiendo que las piedras más viejas son de mayor calidad con el fin de obtener precios más altos.
Teniendo esto en cuenta, se tratara de explicar cómo funciona el negocio de las piedras en Japón. Ahora todas las ventas en Japón son hechas por unos cuantos mayoristas: Tanaka, Imanishi, HaTanaka, Asano y, algunos otros. Todos los mayoristas actuales tienen enormes cantidades de viejas existencias de materia prima: Ohira, Ozuku, Nakayama, Shobudani, Okudo, etc Esto no quiere decir que las piedras de dos mayoristas sean las mismas, lejos de esto todas las piedras en stock en cada mayorista tendrán una variedad de cualidades que las hacen únicas, tales como diferentes estratos, dureza, finura y combinaciones de colores (rojo, amarillo, gris, verde, etc). Pero estos atributos únicos no dependen de cuándo fueron extraídas de la mina, sino dependen más de la persona que seleccionó la materia prima original y de la demanda actual del mercado para ciertas piedras.
La demanda de ciertos tipos de piedras (por ejemplo, Kiita o Light Suita) determina cuál de las materias primas será procesada en primer lugar. En Japón, la mayor demanda de piedras proviene de los carpinteros locales y pulidores de espadas, no de los usuarios de cuchillos o navajas. De hecho, el número de personas en Japón que compran y utilizan piedras naturales para navajas y cuchillos es menos del 1% de la cuota del mercado total. Las piedras de calidad para la navaja de afeitar son muy duras y finas, y a menudo no son utilizables para los cuchillos, tijeras u otras herramientas porque arañan y dejan rasguños en la superficie del acero blando y son muy lentas. Estos tipos de piedras son de poco uso por los carpinteros o chefs es decir, el 99% de la cuota de mercado, cuyas herramientas deben mantenerse con el menor trabajo posible. Debido a esto, las piedras muy duras y finas no son muy buscadas o demandadas, y debido en comparación a su baja demanda global realmente se consideran menos valiosas. Esto, sin embargo, no significa que sean malas, nada más lejos de ello. I
Una tendencia reciente entre los carpinteros es utilizar las Asagis superduras para el lado o cara Ura de sus herramientas.
En el pasado los carpinteros estaban demasiado ocupados y tenían que afilar sus herramientas in situ o en la obra por lo que necesitaban piedras súperrápidas que afilarán sus utensilios en cuestión de minutos y no querían llevar 5 o 6 piedras, lo que resulta demasiado pesado y engorroso. Así que necesitaban piedras rápidas y finas al mismo tiempo. Es por eso por lo que prefieren Suitas para sus herramientas, no las Suitas fina y superfina y ademas no les importaban mucho las inclusiones o líneas espurreas que contuviesen, esas piedras ahora son muy difíciles de conseguir, ya que casi todas han sido vendidas. Se pueden conseguir y obtener un mejor resultado con las Nakayama u Ozuku duras, pero lleva más tiempo.
Para el afilado de espadas las piedras más buscadas son las Asano Koma Nagura y piedras Uchigomori. Las Uchigomori provienen sólo de la mina Ohira y de la Mizukihara, esas piedras están tan sólo entre 3000 y 5000 de grano, no más. Son conocidas por sus partículas superblandas que no rayan el acero Tamahagane. Por lo que no son tan finas como algunos piensan, el Tamahagane es un acero muy blando y no se puede usar piedras de pulir finas, también se rallan cuando se utilizan piedras más duras. Las Uchigumori son piedras muy lentas, no se utilizan para afilar, como muchos creen, sólo se utilizan para pulir
Las Asano Naguras son las utilizadas principalmente por los carpinteros
Consideraciones sobre los diferentes mayoristas.
Hay muchos mayoristas de piedras en Kioto e incluso fuera de Kioto que comprarón pilas enormes de material de piedra cruda. Y tienen diferentes criterios de evaluación y procesamiento de las piedras Éso es lo que hace a veces que exista esa enorme deferencia de precio en piedras de calidad similar.
El precio de las piedras también está determinado por la demanda. Las piedras que son más buscadas (kiita, Suitas claras) son más caras que las piedras que no tienen una demanda tan alta (piedras más oscuras, asagi).El color de la piedra no es el único factor determinante de los precios de venta, por ejemplo, si muchos vendedores comienzan a pedir mucho una Ozuku asagi entonces el precio de la Ozuku asagi aumentará mucho dependiendo de quien sea el vendedor, en general las Nakayama son de las piedras más buscadas en Japón. Debido al aumento de la demanda de estas piedrass sus precios han aumentado considerablemente. Ahora mismo las piedras Nakayama Kiita y Suita se están vendiendo a precios muy altos, esto también lleva a que un montón de piedras de otro origen se vendan como Nakayamas. Algunos vendedores que están vendiendo las piedras de Ohira mal representadas para Nakayama, pidiendo los precios superiores basados solamente en el reconocimiento conocido. Algunos vendedores afirman que pueden saber la mina de origen de las piedras por su superficie o su aspecto, esto no es verdad por lo que hay que tener cuidado. Preguntados varios expertos en piedras japóneses si eso es posible y todos ellos coincidieron en que es muy difícil decir los origines de las piedras por el aspecto o capa externa de las mismas. Hay muy pocos expertos en Japón que puedan adivinar qué piedra es por su aspecto, sólo se sabe mediante la prueba de la piedra en particular.

¿Por qué las piedras más duras son sólo para usuarios experimentados?

Cuanto más dura es la piedra más difícil es levantar o hacer el lodo, barrillo en ingles slurry de ella, en las piedras naturales japonesas el lodo hace el trabajo y pule así que si no se consigue el barrillo de la piedra no habrá ningún resultado en absoluto para el usuario. Pero también al mismo tiempo hay que decir que algunas piedras superduras son las mejores para afilar las navajas de afeitar.
Con el fin de obtener el máximo de una piedra de afilar muy dura, hay que tener cierta experiencia con la forma de trabajar de las piedras naturales japonesas, para comprender la ruptura de la suspensión, y las características de pulido. Para que eso suceda se debe comenzar con una piedra Nagura más blanda y cuando uno aprende cómo utilizar la piedra correctamente ya puede ir a una piedra verdaderamente dura de la calidad del acero de la navaja de afeitar y experimentar los filos más finos. Si usted viaja alrededor de Japón y ve algunas piedras de Kamisori de segunda mano encontrará muchas de las piedras grises duras y estupendas (Asagi) de Nakayama, de Shoubudani o de Ozuku Hay algunos que han encontrado Nakayama Kiita pero el precio para ésas era mucho más alto.
Las piedras Kiita son por supuesto consideradas mejores porque uno puede ver fácilmente la escoria o escombro, es decir las partículas de acero y la progresión del proceso de afilado. Estas piedras casi han desaparecido y son tremendamente caras. Se puede encontrar muchas piedras Kiita blandas, pero son demasiado blandas y no son útiles para las navajas de afeitar. Una persona que afirma que las piedras duras son malas para afilar es una afirmación inexacta, o tiene muy poca experiencia y conocimiento con piedras de afilado japonesas o sólo las ha mirado desde un punto de vista de herramientas, cuchillos, etc. Por eso es muy importante probar todas las piedras en una gran variedad de herramientas de corte. El mayor problema y mas frecuente para los nuevos usuarios de piedras japonesas duras es que primero no afilan lo suficiente antes de pulir… Muchos afirman que sus piedras duras de acabado no son más finas que sus piedras duras medianas. Pero el hecho es que las piedras naturales japonesas muy duras son extremadamente finas y con los primeros pasos revelará rasguños de las piedras más gruesas anteriores. Tienden a dejar acabado espejo de la hoja si no se utiliza con la suspensión o barrillo y el espejo refleja todos los arañazos residuales que quedaron de otras piedras. Cuando se utiliza una piedra de acabado dura una persona puede engañarse y pensar que la piedra no está bien, mientras que de hecho lo que ha ocurrido es que no pasó suficiente tiempo afilando con la piedra.
Las mejores piedras de acabado según su dureza son:
Piedras blandas: Principiantes, herramientas, Cuchillos de cocina, Otros cuchillos
Piedras medias: Acabado de herramientas, Cuchillos de cocina de gama alta, Principiantes con navajas de afeitar.
Piedras duras: Navajas de afeitar y en las Kamisori solo para el lado Ura -

Piedras naturales belgas.

Una de las piedras de afilar natural más venerada es la amarilla-gris denominada “Coticule Belga”, que ha sido famosa por el filo que puede proporcionar a las hojas desde la época romana, Entre los usuarios de barberas, esta piedra esta considerada como una de las mejores. La Coticule se extrae en Bélgica, y es tradicionalmente la piedra europea más popular para el afilado de navajas de afeitar y ha sido extraída durante siglos en las Ardenas. Las piedras un poco más gruesas y más abundantes, las belgas azules en ingles “Belgian Blue” se encuentra de forma natural junto con la Coticule amarilla en los estratos adyacentes, por lo que las piedras de afilar de doble cara son posibles y están disponibles, con una unión que se produce naturalmente entre las capas de color amarillo y azul. Estas son muy apreciadas por su belleza y elegancia natural, así como por proporcionar tanto una superficie de corte rápida para el establecimiento de un bisel y una superficie de grano superior para afilar en ella.
Primero las piedras se explotaban de forma ocasional por los aldeanos de la zona. La Coticule es una piedra que es conocida desde antaño como medio de afilado, ya los romanos ocuparon la zona de las Ardenas para procurarse la conocida piedra que daba un afilado superior a las armas de guerra. Hoy día es usada por artesanos para afilar herramientas de talla de madera, cirujanos para afilar instrumental de corte,…y por los apasionados del afeitado tradicional para sus navajas.
Durante los siglos XVIII, XIX y hasta 1920 se explotaron en la zona diversos pozos de mina hasta que la aparición de las piedras de afilar artificiales, el abandono gradual de las navajas de afeitar, el agotamiento de las mejores vetas, la incapacidad de unión de explotaciones para realizar inversiones costosas y transformar pozos de mina en canteras a cielo abierto, abocaron al cierre de las distintas empresas. La última cerró en 1982 (Carrières Burton). Y no es hasta 1998 en que se crea Ardennes Coticule por Maurice Celis., reabriendo la antigua explotación de Carrières Burton.
Las denominadas “pierres à rasoir” en su momento conocieron un gran comercio. Desde mediados del siglo XIX se vendían prácticamente en todo el mundo incluso en Japón, lo que ya es decir para una piedra de afilar. En Europa eran también muy usadas por los carniceros de las comunidades judías, la hoja del carnicero kosher no debía tener punta y el filo ser perfecto sin una mella o sombra de ella en la cuchilla de degollar. La piedra de afilar era muy importante, y el hecho de que la Coticule no sea porosa les permitía limpiarlas de forma apropiada.
A mediados del siglo XIX se inicia la explotación racional de las vetas, por empresas que trabajaban todo el año. Anteriormente se cerraban las explotaciones desde las lluvias de otoño a la primavera. Era una ocupación estacional y la producción y el montaje artesanal o semiartesanal y lo sigue siendo en parte en la explotación actual, en lo referente al montaje y encolado de las piedras.
Ya a comienzos del siglo XX, los mejores pozos estaban dando señales de agotamiento. La coticule fácil de extraer comienza a escasear. De modo que mientras hay demanda en el mercado, se asiste en la comarca a una industrialización creciente de la extracción: A pesar de estos perfeccionamientos las explotaciones empezaron a perecer, sobre todo a partir de la segunda guerra mundial a medida que se generalizaron en el mercado las piedras artificiales. En 1950 solo subsistían cuatro lugares de explotación abiertos.
Desde antiguo los mineros expertos ignoraban y despreciaban ciertos filones por su baja calidad, reconociéndolos por ciertos rasgos del esquisto que acompaña a la coticule: “des nazires du curé” Algo así como que el esquisto tenía “trazas de los mocos del cura”en wallon.
En cada explotación se bautizaban las distintas vetas según sus características los nombres de las vetas de la antigua explotación Burton, hoy Ardennes Coticule.son:
Vetas de Carrières Burton:
La Grosse Blanche ( Lû grosse blanke en wallon) veta de grano fino
La Dressante (Lû Dressante) la más espesa en wallon.
La verte (La de peor calidad en general).La gris.Etc.

Vetas de Carrières Houlpê en OtréEl filete.

La minett.
La djoulie
La Sauvage Allemande (no se explotaba porque era demasiado salvaje, dura)

La Coticule se montaba sobre el mismo esquisto que hay anexo a las vetas (salvo los casos raros en los que la suela es una belga azul, que se escuadraban tal cual).
Hasta los años 1980 se pegaba la suela de esquisto a la coticule con una cola hecha con una tercera parte de cera de abejas y dos tercios de colofonia. La suela de esquisto se calentaba sobre una estufa de carbón, se le aplicaba la cola y encima se pegaba el trozo de Coticule bien seco.
Para su venta al público las piedras se clasificaban atendiendo a sus características intrínsecas: Finura, abrasividad, dureza… en 11 cualidades que iban desde:
1 Extra-Extra.
2 Extra fine
3 Lignee au bleu première.
4 Lignée au bleu deuxième.
Y asi hasta la 11 Comune ordinaire
Solamente las 5 primeras categorías se consideraban aptas para afilar navajas de afeitar, bisturíes o microtomos…El resto se destinaban a cuchillos y herramientas.
Esta clasificación de las calidades de las piedras era independiente de la veta en la que se había extraido la piedra. Aunque también hay que decir que unas vetas eran conocidas por dar mayor cantidad de piedras buenas que otras.
El catalogado de las piedras era labor de un operario muy experimentado. Se hacía a ojo atendiendo a marcas verdosas del esquisto contiguo a la coticule ( lo de los mocos del cura), malo, malo… marcas azules pues menos malo… observando los tonos del amarillo de la coticule ( lû djaune en wallon)…
Esta labor era muy importante, porque el precio de la piedra dependía sobre todo de esta clasificación.
Como ya se ha dicho últimamente se extraen de una cantera única de este pequeño país europeo, llamada Ardennes Cotícule, que se lleva explotando desde el siglo XVI, y cuya formación geológica se remonta a unos 480 millones de años. Se compone de un tercio de sílice, un tercio de granates y otro tercio de mica. Son precisamente los granates con un diámetro de entre 5 y 20 micrones y una forma de dodecaedros microscópicos, los elementos abrasivos de la Cotícula. Durante el afilado, los granates ruedan sobre el acero y sus vértices sólo lo penetran de 1 a 3 micrones. Se pueden encontrar estas piedras belgas en dos colores y calidades diferentes. La tradicionales han sido siempre las de color amarillo, las Coticules, con vetas rectilíneas y con un contenido de granates de un 35 a un 40 %. Desde hace pocos años se explota un banco azul, este color es debido a la presencia de óxido de hierro, su contenido en granates es del 30%. Visualmente ofrece más irregularidades, pero su grano esta también entorno al 6000-8000, al igual que en las piedras amarillas. La dureza de las piedras azules es superior, por lo que afilan más lentamente, pero por el contrario duran más que las amarillas. Otra diferencia importante es que debido al espesor del filón encontrado, se pueden cortar piedras de mayor formato que las amarillas.
También se ha dicho que las piedras amarillas se suministran siempre sobre otro soporte de piedra para asegurar su solidez y para poderse utilizar siempre al máximo.
Las piedras belgas se utilizan al agua ofreciendo la ventaja respecto a las japonesas de la inmediatez del uso. Nada más mojarse la piedra esta lista para poder usarse, frente a las japonesas sintéticas que en estos granos de 6000-8000 requieren de unos diez minutos de espera antes de empezar a afilar. Cuando cualquier filo pasa sobre la piedra, estando esta siempre mojada, los granates se liberan de la superficie, formando una pasta abrasiva tan fina, que dotan al filo de un acabado brillante. Por lo tanto estas piedras tienen dos grandes cualidades que las hacen tan cotizadas: la rapidez en el tiempo de afilado, y la calidad de acabado. Al ser piedras naturales los granos no son exactos pero están siempre entre el 6000 y el 8000
Se puede decir que la calidad de una coticule apta para navajas de afeitar depende basicamente de tres factores:
El porcentaje de granates de la espesartina (la piedra amarilla) que puede ir del 30 al 50% o más. Con valores superiores al 40% en las piedras clasificadas buenas.
Dureza de la piedra. Las más blandas liberan granates más fácilmente. Las más duras mas lentamente. Para las navajas barberas se preferían piedras ni muy duras, por lentas, ni muy blandas por demasiado abrasivas.
Homogeneidad del tamaño de los granates dentro de la piedra, el tamaño de éstos puede ir de 5 a 15 micrones. Si el tamaño de los granates es homogéneo, esto hace que la piedra tenga un comportamiento uniforme, uso tras uso.

Dentro de cada categoría se catalogaban luego por sus dimensiones en pulgadas, del largo y ancho. Las piedras de más 10 pulgadas de largo eran de categoría especial. Y extremadamente raras.
Siempre ha sido difícil obtener cortes regulares de coticule de buen tamaño.
Los “bouts”, restos de corte se comercializaban al peso, muy baratos, para afilar herramientas y cuchillos.
La piedra BBW (Belga azul), se encuentra en los mismos lugares que la Coticule, nunca se explotó como piedra de afilar. La única excepción era cuando iba unida naturalmente a la amarilla, incluso en esos casos sólo se usaba como suela o soporte, nunca para afilar, por considerarse de baja calidad.
La piedra belga azul, desechada tradicionalmente, la empieza a explotar Maurice Celis, cuando años después de fundar Ardennes Coticule “descubre” sus propiedades.
En resumen las piedras belgas son piedras de agua muy populares y usadas desde antiguo, ya en época de los romanos, su capacidad para afilar ha acompañado a toda serie de utensilios, entre ellos las navajas de afeitar. Las piedras belgas son de dos tipos la belga azul en ingles belgium Blue Whetstone (BBW) que tiene un grit mas alto y la amarilla o coticule Ambas se obtienen de la misma cantera y tienen propiedades similares, pero la Coticule, belga amarilla, tiene una concentración de granates superior a la belga azul, es una piedra diferente a las demás, no basa su afilado en su aspereza natural, ni en su dureza, sino en la peculiar composición y comportamiento en el momento de fricción con otra superficie.

Como funciona:
La Coticule tiene en su composición granates poliédricos de múltiples aristas, estos granates son los que afilan, en eso es diferente al resto de piedras, los granates rozan el metal y lo erosionan del mismo modo que la arena y el agua de las olas del mar tallan la costa.
Los granates, son unos cristales de forma poliédrica que están incrustados en la piedra, esto es a nivel microscópico. Los granates se disgregan de la piedra con el roce, pero en su desplazamiento con el agente, desgastan el filo y gracias a su forma lo hacen de manera muy fina, es un fenomeno curioso, pero efectivo.
Las coticules son piedras naturales y hay gran variación entre ellas, en general su grano equivale a un 8000-10000, dependiendo de la piedra y si se usan con agua o no. Se puede conseguir elevar las propiedades abrasivas de la piedra hasta la equivalencia a un grano 2000 si se usa con el lodo o barrillo obtenido frotando esa piedra con otra que la desgaste, en ingles “slurry”. Cuando se húmedece la superficie de la Coticule y se fróta con otro trozo de Coticule, los granates son liberados en el agua. El lodo barrillo o mezcla abrasiva resultante, realza grandemente la acción abrasiva de afilado de la piedra. Para ello, la mayoría de las Coticules se venden con un pequeño trozo suplementario “piedra de lodos o piedra para la mezcla” para formar el lodo abrasivo, .o barrillo en ingles slurry. La corrección del bisel con coticule no se puede hacer sin él.
La piedra amarilla o coticule belga. Al ser una piedra natural es más o menos rápida dependiendo de la veta, es decir, del porcentaje de granates y dureza de la matriz. Usada con barrillo sirve para hacer biseles, aunque con paciencia. Diluyendo el barrillo (DiluCot) cubre los tamaños de grano de entre 2k y 8k aproximadamente, por lo que valdría como piedra única complementada con pastas y cueros. Usada sin barrillo y agua abundante se puede usar para refrescar filos. Es una piedra que requiere experiencia en el uso pero con una polivalencia sin igual.
La magia de la coticule es la versatilidad, como consecuencia de su capacidad de alteración de la velocidad y capacidad de afilado por medio del barrillo se tiene varias piedras en una.
Si sólo se usa con agua sin lodo. es una excelente piedra final que deja unos filos muy suaves, agradables en la cara y bastante permisivos, hay personas que las prefieren sobre piedras de grano nominal más alto.
Todo esto es variable al tratarse de piedras naturales y su valía y capacidad depende, en gran medida, del aprendizaje que desarrolle cada afilador con su “piedra particular
Ambas la amarilla y la azul salen de la misma cantera y tienen propiedades similares, pero la Coticule (belga amarilla) tiene una concentración de granates superior a la belga azul, por lo que es más rápida en su trabajo. Quede claro que son piedras naturales y por lo tanto no todas las amarillas son exactamente iguales ni tampoco todas las azules. La belga amarilla es más cara por su escasez y por esa concentración superior de granates.
En 1997, estudios geológicos realizados en colaboración con la Universidad de Lieja y los propietarios de la cantera dieron un sorprendente resultado. Se descubre que la zona azul del banco, más gruesa, ofrece idénticas cualidades abrasivas que la amarilla, explotada hasta entonces y en vías de desaparición. La diferencia entre ambas es que la azul, contiene óxidos metálicos, de ahí su color, y un menor contenido en granates, 30 % frente al 40 % de la cotícula amarilla. La ventaja de la piedra azul es que se desgasta más lentamente y el espesor del banco permite cortar piedras de gran formato. Los trozos belgas son las vetas de la cotícula, la piedra amarilla; estas son muy delgadas y caprichosas. Además de piezas de formato rectangular se elaboran, con los trozos resultantes, piedras con formas variadas que mantienen una superficie plana y, rigurosamente, la misma calidad que las rectangulares.
La Coticule es más rápida en su trabajo y más cara que la belga azul, con esta piedra natural se puede realizar el afilado completo de una navaja de afeitar, Son las piedras utilizadas en los métodos Unicot y Delicot de afilado de barberas.
Las Couticules son piedras naturales procedentes de una roca sedimentaria, han sido el pilar de afilado de los barberos durante muchos años y todavía son preferidas por algunos.
Estas piedras son muy versátiles ya que se puede crear barrillo, lodo o slurry en suspensión por el roce contra otra piedra igual haciendo que el afilado sea más rápido o también puede funcionar solo con agua y se puede utilizar como una piedra más de acabado.
Antiguamente algunos barberos utilizaban la espuma caliente en combinación con estas piedras para lograr su particular grado de afilado.
Hay que tener en cuenta que la Coticule no utiliza un sistema de granos o grit, por lo que catalogarla es difícil, de hecho los expertos, suelen diferenciar incluso las vetas de las diferentes minas, para hablar de coticules de una u otra veta, no es lo mismo una de “La petite Blanche” que una de “la grande veine”.
La coticule se puede usar con agua para pulir el filo, entonces tenemos una piedra fina, de acabado, los granates están en la piedra.
Si se frota la Coticule con otra se obtiene el barrillo, un barro con granates en suspensión que es muy abrasivo y acelera la velocidad de la piedra y mucho.
Conclusión
Esta piedra tiene muchas posibilidades de afilado con una sola piedra, es cara, pero es versátil, se nota como elimina metal muy bien, eso hace que el afilado progresivo, aclarando el slurry sea un sistema óptimo para conseguir un filo de calidad.
Al ser piedras naturales, hay coticules más lentas que otras, en las azules no se ha investigado tanto las diferencias, en general parecen más similares. Pero en las coticules de una piedra de una veta a otra hay variaciones.
Al final la Coticule deja un filo muy bueno, puede que más fino dependiendo de la piedra, y tarda menos en formar el bisel. Son bastante parecidas de resultado pero la Coticule es más rápida en general, aunque cada piedra varía. Lo normal es eso más fina y más rápida la Coticule, sin embargo la azul tiende a dejar el filo muy agudo, hay a quien les gusta para piedra de afilado entre el bisel y el pulido,
En principio la Coticule es una piedra más fina, y más rápida, se consiguen resultados antes, es debido a que la concentración de granates es mayor que en la belga azul.
Usando las técnicas de dilución del barrillo se puede usar una belga azul para afilar una navaja de afeitar, pero siempre será un poco más lento. Y la Coticule, al ser una piedra muy fina, deja un filo bastante bueno sólo con agua para retoques.

La azul no es muy cara, es una piedra infravalorada y es una manera económica de acercarse al mundillo de las piedras naturales con slurry y particularmente de las belgas.

Una cosa muy buena de la belga azul es que da agudeza muy bien a los filos, en ese aspecto puede utilizarla como piedra de salto desde que se hace el bisel, porque consigue un bisel agudo que luego en la dilución mejora fácilmente.

La Coticule, utilizada con “agua” solamente, tiene un grano que esta alrededor de 8000 aunque como todas las cosas naturales, hay una cierta variabilidad por lo que en realidad no es una piedra de grano 8000, sino que es como tener una piedra progresiva de 2500 a 8000 o incluso 10000 de grano. La coticule es un piedra para usar aprendiendo, en función de la cantidad de slurry, de la densidad del slurry, de la presión, la velocidad de cada pasada, e incluso de la cantera de la que procede, según todas esas variables, variará su comportamiento, de piedra rápida a lenta, de eliminar mucho metal a prácticamente sólo pulir el filo. En resumen una coticule son tres piedras en una.
Ventajas de la coticule: versatilidad, deja un filo suave en la cara, no hay que sumergirla en agua 10 minutos antes de usar, basta mojarla. El slurry la hace versátil. Tiene mucho “feeling”, transmite lo que va haciendo, ayuda a aprender.
Desventajas: hay que aplanarla con frecuencia, es muy frágil, es cara y sus cualidades varian según la veta de donde provenga no es lo mismo una La Dressante que una Les Latneuses, o una “La petite Blanche”, o una “Les Veinettes”.
Afilar con una buena piedra de afilado artificial es muy cómodo técnicamente, pero afilar con una piedra natural tiene un componente sentimental, la satisfacción que se obtiene después de aprender a manejar su Coticule es un logro que no dan otras piedras que son muy eficaces, pero que no transmiten tanto.

¿Por qué el afilado es tan fino?

Es debido a los granates. Tan pronto como se empieza a afilar, los granates microscópicos, salen de la piedra que junto al agua, forman una “leche abrasiva” o mezcla muy potente.
Los granates son de forma oval o redonda. Son como un balón de fútbol, se componen de muchas caras planas todas juntas. Las aristas de estos planos son los que arañan o producen el afilado en contacto con el acero. Cuando los granates son más o menos de 15 micrones, la penetración es de sólo 2 o 3 micrones. Esta es la razón por la cual estas piedras afilan tan rápida y delicadamente.
¿Cómo se utilizan?
Se utilizan con agua. Son piedras sin poros. Esta característica es la razón por la cual usar agua es suficiente. El aceite se utiliza en las piedras porosas.
¿Se embotan?
Por la misma razón dada antes, nunca se embotan.

Piedra azul belga. Belgian Blue Stone (BBW)
Esta piedra cambien se produce en las Ardenas y es una piedra de afilar rica en granates y de un grano equivalente alrededor de 4000. La mayoría de estas piedras de afilar dan excelentes resultados de pulido por la eliminación de las líneas o rasguños dejados por piedras de afilar más gruesas, pero son generalmente consideradas como lentas, demasiado lentas para la formación del bisel. La experiencia explica que al ser una piedra natural, diferentes muestras pueden mostrar características diferentes. Por ejemplo, tengo un BBW de mano-seleccionado por el dueño de la mina - que está a medio camino entre un BBW y un coticule amarilla en el número de granates y velocidad de corte, y yo diría que en algún lugar por encima de 5.000 de grano. Históricamente, la BBW se la considera como insignificante desde el punto de vista del afilado, y fue utilizada como soporte para la coticule amarilla porque era considerada como barata y desechable, ahora se utiliza la pizarra natural. La BBW trabaja con suspensión o barrillo y no necesita ser remojada antes de su uso.

¿Piedra Azul y Piedra Amarilla: Cotícula?

La de color azul ofrece idénticas cualidades abrasivas que la cotícula amarilla.
La diferencia con esta es únicamente, el color azul debido a la presencia de óxido de hierro y un menor contenido en granates 30% frente al 40% de la cotícula amarilla.
Ventajas de la Piedra Azul
Es más dura que la cotícula y se desgasta más lentamente y el espesor del banco de la cantera permite cortar piedras de gran formato.

¿Qué son los trozos Belgas?

Las vetas de Cotícula, la piedra Amarilla, son caprichosas y raramente rectilíneas. Para su mejor aprovechamiento, además de los ejemplares rectangulares del formato normal, se elaboran también un gran número de piedras con formas variadas que tienen rigurosamente una superficie plana y, la misma calidad que las rectangulares.
Las piedras de Cotícula se elaboran siempre sobre un soporte de otra piedra, para asegurar su solidez y su máxima utilización.
Las piedras más viejas se dice que son las mejores, sin duda, una Coticule de época proporciona un excelente acabado. A veces están disponibles como una piedra combinada, ya que está unida a un trozo de BBW en lugar de la pizarra actual como ya se ha explicado más arriba: esto era una cuestión de conveniencia en el pasado, ahora un aliciente de venta. En general, la piedra de afilar más blanda para el ‘corte’ precisa de más velocidad / potencia pero el filo es notablemente más suave, cuanto más dura es la piedra la acción de corte es menor, pero el filo es más fino. Si usted consigue una intermedia, entonces eso es justo lo que obtiene una piedra de equilibrio intermedio ni tan-tan cortadora ni tan-tan de acabado.

¿Qué tamaño?

La opinión general es que la Coticule no debe ser menor de 150 mm x 40mm. Una piedra más pequeña se puede utilizar, pero con más dificultad. La anchura máxima teóricamente vendrá determinada por la anchura de la hoja de la navaja de afeitar: 3 pulgadas, alrededor de 7,5 cm. En anchura constante, una piedra le permite realizar menos pasadas, pero la ganancia no es tan favorable.
Para igual longitud, una piedra más ancha permite afilar menos diagonalmente y por lo tanto también pasar la hoja menos veces.
En resumen si se quiere seguir el camino del afilado todo natural, se necesitará un Coticule al menos de 150mm x 40mm, y un trozo para realizar el lodo.

Piedra Híbrida o Les Latneuses Coticule.

Esta es una piedra extraña. No es una Coticule combinada en el sentido estricto de la palabra, ya que es una capa entre otras capas de la cutícula. Un lado se ve bastante convencional, el otro tiene un veteado extraño, mirada vidriosa a ella. El lado convencional da muy buen filo- es difícil, pero muy rápida. El otro lado es muy duro y difícil de vuelta, pero le da un filo muy bien hecho. Cuando llegué a uno de estos vendí todos mis otros cutículas ya que no estaba satisfecho con la blanda (aka suave) borde dieron - este tipo da una ventaja a diferencia de la mayoría de los otros cutículas y es un placer de usar.
Estas Coticules en los tamaños más grandes son muy caras, debido principalmente a su naturaleza frágil. Las capas se separan muy fácilmente, y son propensos a romperse en pedazos si se golpea o cae. Sin embargo se juntan y pegan de nuevo bastante bien.

Piedras naturales Britanicas.

Las islas británicas ofrecen un buen número de piedras de afilar naturales adecuadas para estos usos que van desde granos gruesos hasta piedras de afilar de acabado. Una lista parcial, aunque de ninguna manera amplia es la que sigue.

Turingia Waterhones.
En la actualidad las hay disponibles en varios granos La empresa alemana Mueller (MST) es la propietaria de las minas y los granos disponibles son 6000, 8000 y 10000, aunque este último es el que se encuentra más frecuentemente. Se utilizan con una piedra de lodos para crear una suspensión lechosa, y pueden proporcionar excelentes resultados, aunque a veces tienen depósitos cristalinos pequeños y duros incluidos en ellas. Mucho se ha hablado acerca de estos depósitos en los foros de afeitar, pero pueden ser arrancados con la punta de un cuchillo y la pequeña depresión o hueco formado no va a hacer ningún daño. Los bordes muy frecuentemente están biselados con un ángulo oblicuo esto no se considera como un defecto, ya que se hace en la fábrica para eliminar cualquier rotura de un filo frágil en los afilados.
Estas piedras de afilar son muy versátiles y se pueden utilizar con una suspensión pesada o densa para cortar con bastante rapidez. El uso de una pasta o barrillo espeso da a la thuringian una velocidad de corte de una piedra de grano de calificación ligeramente menor, pero dejará un filo ligeramente redondeado. La elaboración de la pasta y el ir diluyéndola con agua hasta que sólo quede agua darán el mejor afilado del filo, pero suave al mismo tiempo, algo así como una Coticule hay que señalar que algunos prefieren persona mente la thuringian.
La piedra de agua más famosa de esta región fue la piedra de Escher había gran número de variedades, clasificadas por color, y en cuanto al grano estaban en la banda de 11.000 - 12.000.
La zona hace tiempo que fue explotada, pero Mueller pudo encontrar un alijo de piedra antiguas que no habían sido cortadas y comenzó a ofrecerlas como NOS (New Old Stock) de piedras de afilar de Turingia. Por lo que Escher era realmente la marca comercial de una determinada empresa A veces, estas estaban disponibles como pequeñas y estrechas piedras de afilar en cajas, con la etiqueta “Escher Turingia Water Hones” y similares, con una etiqueta en la tapa de la caja - un pequeño símbolo grabado con E & S en ella es sinónimo de Escher & Söhne (no todos tienen este marca - los E & S fueron especialmente seleccionados). Estas piedras no necesitan ser remojadas antes de su uso. Las verdaderas y antiguas Escher Turingia Water Hones son sublimes en su uso, especialmente en los tamaños más grandes. Dejan un filo increíble y una gran cantidad de usuarios las prefieren a las piedras japoneses naturales.
Las piedras Thuringer (Turingia es una comarca alemana) son un tipo de pizarra, con alto contenido de partículas de cuarzo. Estas partículas son las que realmente afilan.
Hace ya años que no se extraen. Escher es una marca de época, que compraba a las canteras la piedra, la seleccionaba, las catalogaba en varias calidades según el color, cortaba a medida, envasaba y las comercializaba. No confundir Escher, marca comercial con “Echter“genuino en alemán La más barata era la gris y las más caras la azul/gris, verde/gris.
Para los coleccionistas.existe el dicho: “si no lleva la marca Escher, pues no es una Escher”.
En la época dorada de las navajas había otras comercializadoras-envasadoras con otras marcas. Escher era la más famosa. Droescher era otra, The Celebrated German Water Hone.y unos cuantos más. Bajo uno u otro nombre son todas similares.
El grano, esta en 8000-10.000, aunque es muy improbable dicen, que las buenas alcancen 12000.
Müller MST, fabricante de abrasivos artificiales aleman, comercializa hoy en día restos de Thuringer originales de tamaño pequeño y los cataloga como Grit JIS 8000 / FEPA 2000 aproximadamente. Por lo que si un fabricante prestigioso de abrasivos, cataloga una Thuringer, a pesar de que no lleven la etiqueta Escher, como grit JIS 8000/FEPA 2000, es muy dudoso que una Thuriger Escher llegara a 12000 JIS,
Las piedras de afilar Thuringian, se parecen mucho físicamente a las Dragon’s Tongue aunque el comportamiento es diferente. La Thuringian usada con agua, se la estima sobre 8 k de grano, cerca de la belga amarilla Coticule y aunque elimina más metal, con barrillo tiene menos grit.
Müller MST comercializa actualmente también una pizarra con alto contenido en cuarzo, bajo el nombre Müller Wasserabziehstein, que no es una piedra turingia, es una piedra similar. Es una pizarra con alto contenido en cuarzo y que se extrae en una cantera de la antigua R.D.A. Esta piedra se puede comprar barata El fabricante la recomienda para barberas, microtomos y escalpelos. La cataloga como FEPA 2500 (JIS 10.000).Es diferente a las Thuringer de época, porque puede tener algunas inclusiones de pirita (el oro de los tontos) que no estorban a la hora del afilado. Es algo más blanda que las Thuringer originales. Se le saca barrillo muy fácil. Es una piedra válida como piedra única de mantenimiento. Lo mismo que las Thuringer, fuesen Escher o con otra etiqueta, esta piedra se puede encontrar con nombre HERBERTZ. y otros pero todas son Müller MST y no son Turingias aunque hay quien las vende como tales.

Llyn Melynllyn
Las piedras Llyn Melynllyn y la Dragon Tonghe son de origen Galés, de unas canteras que se encuentran en un parque nacional de esas islas. Actualmente se encuentran abandonadas, pero no por agotamiento, sino por falta de rentabilidad en la extracción de la piedras. Son piedras de afilar para obtener el filo barbero, es decir piedras de acabado final .
La piedra de afilar Llyn Melynllyn, adquirió cierta fama entre las de origen galés; obtenida en las canteras de Snowdonia, conocida como la Thuringian de gales, es muy fina de grano, el equivalente a unos 12000-15000 JIS y no es tan exasperante en velocidad como la Dragon’s.
La Llyn Melynllyn Yellow Lake, es de color púrpura, más cerca del rojo grisáceo oscuro que del azul, produce un barrillo de color casi rosa y se le estima un grit entre 12-15K. Pero para algunos parece que puede llegar a ser más fina que la China 12K. Se extrae en la cantera del mismo nombre, “Genuine yellow lake oilstone” cerca de Conway, en Gales. Dejaron de comercializarse, al menos bajo el nombre, “Genuine Yellow Lake oilstone “ por el fabricante A B Salmen, en 1926 al cerrar el negocio.
Al ser una piedra de aceite en ingles oilstone se supone que el resultado más fino se conseguirá con aceite, más que con agua sola.
La Llyn Melynllyn es una piedra de acabado, aunque mucho más lenta y por ende se tarda en lograr el filo agudo, pulido y terminado característico de las navajas barberas. Estas piedras suelen verse en venta de vez en cuando por Internet, y al tratarse de piedras antiguas los precios oscilan bastante.

Dalmore Amarilla
Una piedra de afilar de grano grueso de Escocia, de aproximadamente. 2000 - 3000 de grano. Por lo general, bastante lenta en su uso, aunque al ser una piedra natural está sujeta a variaciones. Una queja común es que son de textura muy arenosa y los granos pequeños son propensos a soltarse y echar a perder el afilado. No es apropiada para navajas de afeitar.

Dalmore Azul
También de Escocia, aproximadamente de grano 4000, quizás alcanzan un grano máximo medio de 5000 utilizada para reducir la velocidad para el afilado de un filo, pero no lo suficientemente rápida para configurar uno. Originalmente las piedras de afilar se obtuvieron de la cantera Craiksdale, pero más tarde fueron transportadas al agua de Ayr y Tam O’Shanter Honeworks con la escalada de ventas. La Dalmore Azul se vende como un piedra de afilar de grano medio, seguido en términos de aumento de finura por la Tam O’Shanter ordinaria y fina y la Agua de Ayr muy fina. En su mayoría no son de color azul, sino que tienen una especie de color gris / verde, tal vez con un toque de azul. Destacan por los remolinos de color que se forman en ellas.

Tam O’Shanter
Otra piedra de Escocia, de unos 8000 de grano; en las blancas era más alto, aunque algunas personas las consideran sólo de grano 6000; al ser piedras naturales no hay uniformidad en ellas. De aspecto moteado, razonablemente rápida en el uso y considerada por algunos como una piedra de acabado y útil para la eliminación de micromellas Si pasa a una de afilado más fino se dice que para impartir una calidad suave al filo. Tambien tiene otra cualidad atractiva es una de las pocas piedras de afilar que se pueden utilizar con eficacia en las navajas que son propensas al micromellado durante el afilado. Si se utiliza con lodo o barrillo, corta mucho más rápido.
La Tam O’Shanter se vendió en dos variedades: una para los carpinteros y profesionales y una versión mejor para las navajas de afeitar. La distinción se hace en la etiqueta y en la caja original, por lo que no se ven muy a menudo. La versión fina tenía una equivalencia de grano mayor que el 8000 de la Coticule. Hay otra variante que no se parece a las otras piedras TOS, la Tam O’Shanter blanca. Ésta fue vendida para la producción de filos muy finos ya que es más fina que las otras Tam O’Shanter como se mencionó al inicio…

Agua de Ayr
Otra oferta de Escocia. La Tam O’Shanter fue clasificada originalmente como buena y la Agua de Ayr como muy buena. Históricamente, las piedras Tam O’Shanter y Agua de Ayr, aunque muy diferentes, se agrupan y se conocen como “las piedras de afilar de Escocia” o “piedra de la serpiente”, por lo que hoy en día todavía hay un poco de confusión, así que asegúrese de lo que está comprando, sólo la Tam es muy moteada. La agua de Ayr da un filo muy fino y está en la región de tamaño grano de 9000 – 11000. Se identifica por la presencia de puntos oscuros esporádicos, a veces muy grandes, y a veces unidos con líneas débiles.

Pizarras Galésas

Aunque son pizarras, son ricas en mica y es a esta a la que deben sus características de afilado. Las piedras de afilar todavía se extraen hoy en día en variedad de tipos. Uno de ellas es la Dragon Tonghe “lengua de los dragones “vienen con una superficie fresada de la mina, que no es buena para las navajas de afeitar - tiene que ser pulida previamente. Si se realiza correctamente la superficie puede llegar a ser bastante aterciopelada, realmente hay que verlo para entender lo que se quiere decir. Es una piedra bastante lenta, pero aumenta la velocidad si se utiliza con lodo o barrillo.De promedio tienen un 8.000 de grano, en algunos ejemplares pueden ser más alto, en otros es más bajo. No necesitan ser remojadas antes de su uso.
La Dragon’s Tongue se la estima entre los 8-10k. .aunque las más oscuras, parece ser que son de grano más alto respecto a otras más claras, aunque esto no esta contrastado. Se suele acompañar con una más pequeña para hacer barrillo Otros tipos de pizarra de afilado galesas son negras, verdes o púrpuras Últimamente a estas piedras se las ha dado algunas cifras exageradamente altas de grano. para compra, Hay que tener en cuenta que posiblemente estén alrededor de 10k, 11k, es lo máximo de lo que son capaces.

Charnley Forest Hone
Una piedra muy dura procedente del bosque de Charnwood en Leicestershire (la antigua parroquia se llamaba Charnley, de ahí el nombre, pero en la antigüedad también se llama Charlie shave Reddy). A las barberas le dan un filo particular y bueno. En Sheffield a la altura de la zona de afeitar de decisiones que a menudo se utilizan para eliminación del borde del alambre de una navaja de afeitar que había sido recién afilada debido a su dureza, Se pueden usar con un aceite ligero, o agua. El uso de aceite dará un filo ligeramente más refinado. Muchas de estas piedras de época vienen en cajas de madera hechas a medida, que están saturadas con aceite, y la piedra esta a menudo muy fuertemente repartido. Hay básicamente dos tipos de piedras de afilar Charnley
Lo anterior es el / la variedad rojo figuró verde, a menudo con las marcas hermosas y remolinos. Estos tienen que ser examinado muy de cerca, ya que la mayoría de los defectos asociados con esta piedra de afilar aparecen en las marcas más oscuras y tienen inclusiones “pinny” que puedan dañar el filo de la navaja a menos que se escogieron. Se extienden en posibilidad de acabado - manuales viejos dicen que este tipo es ligeramente inferior y más grueso que el tipo normal, pero los mejores ejemplos de ambos se hacen coincidir bastante uniformemente.
El anterior es la más clara, más oscura variedad - no tan verde musgo como la variedad de figuras, pero por lo general una excelente piedra de afilar de acabado - los viejos manuales califica a este tipo lo mejor. Ambos tipos pueden ser utilizados con una pequeña piedra frotamiento del mismo material para acelerar el proceso de pulido, que es bastante lento. Terminar con agua corriente, sin embargo, a la mejor ventaja.

Piedras de aceite de Gales

Estas son también conocidas como piedras Lynn Idwal. A veces confundidas a proposito por vendedores sin escrúpulos con las Charnley Forest Hones. Al ser más abundantes Estas son más baratas que las Charnley Forest Hones más raras (por lo general - existen algunas variantes más blandas) darán un filo un poco menos refinado que la CF. Dejan un filo en una navaja de afeitar que le da un crujiente, afeitado limpio. Un filo de una CF dará un afeitado más apurado, pero será un poco asfixiante. La mayoría tienden a ser de un color verde / gris apagado, y tienen un evidente aspecto vidrioso. Los afilados antiguos dejan en la superficie una fractura visible y la propia piedra de afilar es propensaa la división y al desconchado es decir, fracturas en forma de concha.
Hay otras variantes de esta piedra de afilar. Una con aspecto manchado que se parece mucho a una especie de O’shanter tam y que sorprendentemente deja un filo equivalente. Otras son más raras y tienen manchas o pequeños puntos interespaciados con zonas lisas - estas son lo que se conoce como ‘The Grecian Hone’ en la literatura antigua, a pesar de venir de Gales La mítica piedra verde de los cuchilleros (no existe un solo ejemplo verificado - en cualquier lugar) se supone que vienen de la región en la que la veta Lynn Idwal pasa cerca de una veta volcánica que ocasiono a su vez la veta pizarrosa con varios tipos de piedra de afilar. Se menciona en el MS de un antiguo geólogo como bosque verde en color con salpicaduras dispersas de puntos azules más ligeros. Para algunos es comparable a algunos tipos de piedra de afilar griega

Moughton Whetstone
De los valles de Yorkshire, se trata de una piedra que como piedra de afilar para la navaja de afeitar es difícil de ver. Estas rocas rojas y verdes son del periodo Ordovícico y los anillos peculiares y muy atractivos son un ejemplo del efecto Liesgang. Las piedras de afilar proceden de una zona muy localizada, y no se encuentran en otros lugares, antiguamente fueron demandadas en Sheffield para su uso en el afilado de las navajas de afeitar, aunque hoy en día rara vez se ven. Un estudio de campo realizado en 1985 por WR Mitchell menciona que las piedras se utilizaban como piedras de afilar y cita otras dos fuentes de los años 1700 y 1800. En su uso son algo lentas y el filo obtenido es similar al dado por una piedra de afilar de grano en torno más o menos a 7, dependiendo de la muestra, algunas son más finas que otras. Es difícil de encajar en una progresión de afilado y en opinión de muchos expertos son más para obtener filos de coleccionista que para afeitar.

Otras piedras naturales

Piedras Arkansas:
Las piedras de aceite más tradicionales son las piedras naturales de novaculita. La Novaculita es una roca de los períodos Devónico Misisipianos. Se trata de una roca de bajo grado metamórfico compuesta principalmente por cuarzo microcristalino y es básicamente una variedad de cuarzo recristalizado Estas piedras naturales se extraen en Arkansas y se procesan para hacer las que se llaman Piedras Arkansas Hay un gran número de tipos de piedras de Arkansas disponibles, vienen de América del Norte y se componen de novaculita prácticamente pura, una sustancia densa muy dura.
Estas piedras se clasifican en diferentes grados relacionados según la densidad y el acabado que la piedra produce en una hoja. El grano grueso de ellas son las llamadas Washita. El Washita no se utiliza con frecuencia hoy en día, ya que es muy blando. Los grados más finos se llaman Arkansas Soft, Hard Arkansas, Hard Negro Arkansas y Arkansas duro translúcido. Estas piedras naturales de aceite pueden producir un filo pulido, pero tienden a cortar más lentamente que las piedras artificiales
Tienen diferentes calidades y colores, Los grados son: suave, dura, quirúrgica negra y translúcida; las más finas están denominadas “quirúrgica negra” y “translúcida de color rosa”. Aunque no debe fiarse por el color, el color viene de trzazas de minerales y los mismos colores se pueden encontrar en diferentes tipos de piedra de Arkansas. Sólo estos dos tipos son interesantes para el usuario de navaja barbera, el negro quirúrgico y el translúcido. Confusamente, aunque ya existe una categoría reconocida como “duro” estos dos se denominan “verdadero duro.” El tipo quirurgico negro llamada así porque era muy solicitado para afilar instrumentos quirúrgicos tiene un color negro o azul-negro, mientras que el translúcido viene en muchos tonos atractivos: blanco, gris, rosa, etc. Otra cosa confusa es que ellas no se clasifican por el ratio del granosito que, se clasifican por el peso específico. Las piedras más finas (quirúrgicas y translúcidas) sólo le darían un humilde grano de 1200+ asi valorados por el grano, pero pulen como una piedra muy alta valoración del grano.
Las Hard Arkansas negra y translúcida dura son más raras y por lo tanto más caras.
Son piedras naturales más lentas que las japonesas y se usan con aceite.
El única realmente unteresante es la translúcida, esta es un excelente finalizadora y da un filo muy bueno. Es muy lenta en el uso y se utiliza sin suspensión o piedra de frotamiento. Es tan dura que puede arruinar una placa de diamante si intenta vuelta con uno!
Una piedra arkansas blanco translúcido, tiene un aspecto lechoso translúcido y si pone una fuente de luz fuerte detrás de ella se aprecia la translucidez, especialmente en los bordes.

A Pedra das Meigas.
Son piedras naturale gallegass, algo lentas y quizás más enfocadas al afilado de cuchillos, sus granos van desde 700 a 6000 aprox, en el uso con barberas puede que se eche de menos alguna piedra de grano más alto como una 8000 o 10000. El suministrador dispone de un kit orientado al afilado de barberasel llamado JUEGO DE AFILADO PARA NAVAJAS BARBERAS A Pedra das Meigas Solución completa para el afilado y puesta a punto, con todo lo necesario. Transcribiendo literalmente lo indicado por el fabricante: Este juego de piedras de afilado para navajas barberas es una solución completa con piedras naturales de granos escalados para tratamiento de los filos. Está compuesto por: 6 piedras de afilado naturales de granos diferentes coloreadas para facilitar su identificación, acompañadas de sus correspondientes tacos para afilar con la técnica Eslurry. Un asentador de cuero natural de curtición vegetal. Y un trozo de asta natural para eliminar las rebabas… Todo ello presentado en caja de madera. Recomendamos las piedras de afilado bastas (granos 700, 1200 y 2000) para los procesos de restauración de las hojas de las navajas barberas. Para el mantenimiento son más recomendables los granos más finos (3000, 4000 y 6000). Las piedras de afilado del juego recomendadas para restauración son: Nº 0. Grano 700 para vaciado color negro. Nº 1. Grano 1200 para afinado color marrón. Nº 2. Grano 2000 (estimado) para pulido color naranja. Piedras de afilado del juego recomendadas para mantenimiento son: Nº 3. Grano 3000 (estimado) para pulido, color azul. Nº 4. Grano 4000 (estimado) para pulido, fino color gris. Nº 5. Grano 6000 (estimado) para pulido extra fino, color verde. Utilidades y uso: todas las piedras del Juego de Afilado de Navajas Barberas tienen una de sus caras con textura fina y otra con textura gruesa. El juego es una solución completa y escalada de productos naturales de afilado. Cada pieza del juego está pensada para cubrir una faceta concreta dentro del afilado de navajas barberas, el conjunto en sí mismo constituye un verdadero lujo a disposición de los usuarios. Las piedras de afilado A Pedra das Meigas deben usarse en húmedo con agua, nunca en aceite ya que se saturarían. Son piedras de afilar aptas para usos profesionales y para aficionados. Mantenimiento: dejar secar las piedras de afilado después de su uso. Medidas de las piedras: 200 x 70 x 20 mm. Medidas de los tacos para eslurry: 7 x 3 x 2 cm. Medidas del asentador de cuero cu
Piedra china Guan Xi.
Es una piedra barata pero una gran piedra de acabado de la provincia de Guangxi de China. Es muy dura, casi como el cristal en su uso y con poco mordiente. Muchos afiladores la utilizan como una piedra de afilar de acabado seguida por cuero o madera de balsa con óxido de cromo, pero si se dan bastantes pasadas en la piedra no es necesario el oxido de cromo. Es muy, muy lenta necesitando con frecuencia más de 100 pasadas para hacer su trabajo, pero estas pueden reducirse a la mitad si se utiliza con suspensión o lodo.
Normalmente suele tener un lado trabajado y el otro basto, con huellas de la máquina de corte, y los cantos sin biselar. Lo primero a realizar es aplanarla con lija o piedra al agua de grano grueso 200 o con una piedra de diamante de grano 300.
Ya se ha dicho que es muy dura, y por lo tanto necesita menos aplanados, lo que la hace muy lenta, de hecho si destaca en algo es por lo lenta que es.
Con las navajas de afeitar es muy adecuada para principiantes porque pasarse con ella es imposible, menos de 50 pasadas ni se notan, lo usual es de 75-100 para que pula el filo.

¿Para qué sirve?
Es una piedra de terminación del filo, se puede usar después de una de grano 6000-8000. Normalmente estas piedras suelen superar los 10000 de tamaño de grano, de hecho se considera de grano 12000.

¿Cómo usarla?
Con barrillo o agua. El barrillo o slurry, la hace más rápida, aunque solo algo más rápida. El acabado sique quedando muy suave.
Para hacer barrillo se puede usar un trocito de la misma piedra, o una placa de diamante.
Como ventajas se puede señalar que es una piedra poco valorada, por su precio, pero deja un buen filo muy fino, y es fácil de conseguir.
Desventajas su lentitud con otras piedras se termina antes, precisa muchas pasadas.
Es una piedra de mantenimiento más que de otra cosa. La capacidad de formación de lodo o barrillo que ofrece al utilizar la piedra auxiliar, es un buen aliado a la hora de hacer un barro más o menos espeso.
Para los principiantes es recomendable evitar los tamaños de ancho menor de 3”, ya que este es el largo habitual de la hoja de la navaja. Con una medida inferior, siempre va a tener que hacer movimiento en “X”.
Como ya se ha indicado, es una piedra que no va a servir para rehacer un bisel o recuperar una mella en la hoja. Cuidado en esos casos, ya que al ser una piedra dura, puede sufrir rayones. También se ha de tener cuidado con la piedra de lodos, ya que a veces suelta trocitos que también rallan la superficie. Esto no tiene porque afectar al afilado, pero deja la superficie fea.
Resumiendo la Guangxi es una piedra lenta pero fina, muy fina, de hecho deja los filos muy bien pero con bastante más trabajo que otras naturales. Por alguna razón absurda a menudo se recomienda que se empape antes de usar incluso aparece como instrucción en uno de los diversos tipos de envases en los que se comercializan… Son tan duras que el remojado es inútil, simplemente basta con verter un poco de agua sobre ella. La dureza real es aproximadamente de 12.000.
Hay diversas piedras de terminación, Coticule, l Escher, lThüringer, Dragon’s tongue además de la artificiales cerámicas, cada uno debe encontrar la que más le guste, también esta la china Guangxi sencilla y barata, pero no esperé una maravilla. Eso sí funciona, y deja un filo suave.
Por ejemplo un grupo formado por Una combinada o dos sinteticas de grano 1000/6000, una Thuringian MST y una de estas Guangxi hacen un equipo de afilado muy rentable y muy versátil.

19 Me gusta

Gracias por el currazo. Muy interesante.

Muchas gracias por la aportación

Gracias por la información. Estaba buscando información sobre la c12k y no encontraba nada.Una guía estupenda!